Apresan a ex espía y represor argentino prófugo al salir de su matrimonio

  • Buenos Aires, 27 mar (EFE).- El ex espía Juan Cabrera, sobre quien pesaba una orden de captura por delitos de lesa humanidad cometidos durante la dictadura argentina (1976-1983), fue apresado hoy a las puertas de la iglesia donde había contraído matrimonio.

Apresan a ex espía y represor argentino prófugo al salir de su matrimonio

Apresan a ex espía y represor argentino prófugo al salir de su matrimonio

Buenos Aires, 27 mar (EFE).- El ex espía Juan Cabrera, sobre quien pesaba una orden de captura por delitos de lesa humanidad cometidos durante la dictadura argentina (1976-1983), fue apresado hoy a las puertas de la iglesia donde había contraído matrimonio.

Cabrera, de 53 años, prófugo desde diciembre pasado, fue detenido por agentes de la policía de seguridad aeroportuaria en la ciudad de Valle de Punilla, en la central provincia de Córdoba, informaron fuentes de la fuerza de seguridad.

El detenido fue puesto a disposición de un juez de la ciudad de Rosario (noreste) que lo acusa de homicidio, privación ilegítima de la libertad y aplicaciones de tormentos a prisioneros del régimen militar.

Durante la dictadura, Cabrera fue agente de la Secretaría de Inteligencia de Estado (Side) y se le acusa de formar parte de grupos paramilitares que actuaron en dos cárceles clandestinas de Rosario, una de las ciudades más pobladas de la provincia de Santa Fe, vecina a Córdoba.

También se le atribuye haber formado parte de un grupo de espías que a comienzos de la década de 1980 intentó secuestrar a Mario Firmenich, uno de los líderes de los Montoneros, la guerrilla de izquierda del peronismo en la década de 1970, quien se había refugiado en México.

"Varios testigos reconocieron a Cabrera como uno de los torturadores de Quinta Funes y de Fábrica de Armas, dos centros clandestinos de detención del régimen militar", dijo Nadia Schujman, abogada de la agrupación Hijos (de desaparecidos) de Santa Fe en declaraciones a la prensa.

Por lo menos 18.000 personas permanecen desaparecidas a manos de grupos paramilitares de la dictadura, según cifras oficiales que los organismos humanitarios elevan a 30.000.