Cae una red internacional de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico

  • Madrid, 6 abr (EFE).- La Policía Nacional ha detenido a 20 personas y ha desarticulado una red internacional de blanqueo de capitales provenientes del narcotráfico, cuyos miembros habían creado un entramado para transferir los fondos desde España a otros países y habían blanqueado tres millones de euros en dos años.

Cae en Madrid una red internacional de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico

Cae en Madrid una red internacional de blanqueo de dinero procedente del narcotráfico

Madrid, 6 abr (EFE).- La Policía Nacional ha detenido a 20 personas y ha desarticulado una red internacional de blanqueo de capitales provenientes del narcotráfico, cuyos miembros habían creado un entramado para transferir los fondos desde España a otros países y habían blanqueado tres millones de euros en dos años.

Según ha informado la Jefatura Superior de Policía de Madrid, los arrestados habían creado un entramado empresarial y de cuentas bancarias para transferir los fondos desde España a Panamá, Estados Unidos, China o Venezuela, y el destino final del dinero era una fundación odontológica de Colombia.

El comisario jefe de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (UDYCO) de Madrid, José Luis Conde, y una agente que ha participado en la operación, denominada "Jaki", han explicado que las investigaciones comenzaron en mayo de 2008 al detectar varias operaciones sospechosas.

Tras laboriosas investigaciones, la Policía ha detenido en España a 19 personas de nacionalidades española, colombiana, venezolana y malí, y en Miami ha sido detenido el líder de la organización, O.F.R.D., quien solía residir en Colombia, de donde es originario.

El responsable de la organización en España era su hijo, O.M.R.C., quien contaba con diferentes sociedades mercantiles administradas por miembros de la red para dar apariencia de legalidad al entramado.

Éste ordenaba a personas relacionadas con el narcotráfico la entrega de importantes cantidades económicas al denominado "centralizador" del grupo, W.A.R.R., de nacionalidad colombiana, quien recibía el dinero y una serie de indicaciones de cuentas bancarias de diferentes países a los que transfería el dinero.

El destino final era la Fundación Odontológica Los Andes, de Bogotá, que contaba con nueve clínicas "tapadera".

En la organización había testaferros, correos y un financiero, quien sólo actuaba cuando se trataba de una operación de gran envergadura económica.

También incluía a un "blanqueador profesional" o jefe de blanqueo, F.C.S., quien tiene una amplia trayectoria en el sector bancario y había sido director de varias sucursales en España.

Los responsables policiales han explicado que varias de las personas detenidas como supuestos correos de la organización son miembros de tripulaciones de compañías aéreas que cubren rutas entre España y Sudamérica, aunque no han especificado de qué aerolíneas se trata.

También eran empleados como correos inmigrantes con escasos recursos a los que se pagaba una cantidad por llevar el dinero directamente desde España hasta Colombia.

En total, se ha demostrado que la organización "lavó" 3 millones de euros en 2007 y 2008, y se investiga cuánto más blanqueó, ya que se estima que es una cantidad "mucho mayor", según Conde.

La mayoría de las cuentas bancarias mediante las que se blanqueaba el dinero se abrieron en Madrid, y los primeros registros se efectuaron en las localidades madrileñas de Navalcarnero, Villanueva del Pardillo y Humanes, y en la toledana de Juncos.

En una primera fase de la operación fueron detenidas 14 personas y la Policía se incautó de cinco vehículos, un rifle, seis pasaportes falsificados, cocaína y teléfonos móviles.

En la segunda fase se detuvo a las otras cinco personas que conformaban el grupo en España, la mayoría testaferros de la red.

A los arrestados se les imputan los delitos de blanqueo de capitales, asociación ilícita, trafico de drogas, falsificación de documentos, tenencia ilícita de armas, amenazas, coacciones e infracción de la Ley de Extranjería.

El jefe de la UDYCO de Madrid ha destacado que, para dificultar su captura, los miembros de la red hacían envíos a través de la costa este de África, donde hay un menor control que en Europa o Estados Unidos, y también a través de China, que es un país con un gran volumen de importación y exportación.