Fiscal ecuatoriano no tiene indicios para involucrar otros funcionarios en el "caso Ostaiza"

  • Bogotá, 22 feb (EFE).- El fiscal ecuatoriano Jorge Solórzano no ha encontrado ningún elemento que lo "induzca" a involucrar a otros funcionarios del Gobierno de su país con el llamado "caso Ostaiza", sobre tres hermanos al parecer vinculados con el narcotráfico y la guerrilla colombiana de las FARC.

Fiscal ecuatoriano no tiene indicios para involucrar otros funcionarios en el "caso Ostaiza"

Fiscal ecuatoriano no tiene indicios para involucrar otros funcionarios en el "caso Ostaiza"

Bogotá, 22 feb (EFE).- El fiscal ecuatoriano Jorge Solórzano no ha encontrado ningún elemento que lo "induzca" a involucrar a otros funcionarios del Gobierno de su país con el llamado "caso Ostaiza", sobre tres hermanos al parecer vinculados con el narcotráfico y la guerrilla colombiana de las FARC.

En declaraciones ofrecidas desde Guayaquil que el diario bogotano El Tiempo publica hoy, el funcionario señaló que "Los Ostaiza estaban en negociaciones con las FARC y la vinculación de los Ostaiza con ellas es (el ex viceministro de Gobierno José Ignacio) Chauvín", subrayó.

Solórzano indicó que él maneja una investigación "estrictamente" ceñida al narcotráfico, "pese a que intentan por todos los medios politizarla", debido a que se involucró a un ex miembro del Gobierno del presidente ecuatoriano, Rafael Correa.

"Se dice que yo debería vincular al ex ministro Gustavo Larrea y al secretario de la Aldhu (Asociación Latinoamericana de Derechos Humanos), Juan de Dios Parra. Si hubiese encontrado algún indicio de vinculación, lo habría hecho", afirmó.

El fiscal añadió que pedirá a Colombia información sobre las relaciones entre Chauvín y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), de las que, dijo, lograron introducirse en Ecuador.

"Las FARC han logrado introducirse en este país. ¿Acaso es usual que un subsecretario de Gobierno (José Ignacio Cahuvín) se encuentre en amistades con este tipo de personas?", dijo Solórzano, quien dejó un manto de duda acerca de que las relaciones de éste con esa guerrilla hayan sido sólo de tipo humanitario.

Agregó que también solicitará información "sobre una cita de Jéfferson Ostaiza con las FARC (hace unos nueve años) y sobre el submarino en el que se iba a transportar la droga, que fue encontrado frente a la zona del frente 48 de las FARC".

Correa dijo este sábado que tenía pruebas de que algunos grupos intentaron involucrar a funcionarios con el "caso Ostaiza" para desestabilizar a su Gobierno e impedir que se realicen las elecciones generales del próximo 26 de abril, en las que él busca la reelección.

Recordó que los rumores de la vinculación con el narcotráfico nacieron de la aceptación de Chauvín, ex subsecretario del Interior, de que era amigo de los Ostaiza, supuestamente vinculados con el narcotráfico, aunque éste ha negado cualquier relación con casos de tráfico de drogas.

Chauvín, ahora detenido, es investigado por mantener vínculos con una red de supuestos narcotraficantes, que presumiblemente traficaban con droga proporcionada por las FARC.

Además, Chauvín ha ratificado ante la Fiscalía que se reunió en siete ocasiones con el fallecido ex número dos de las FARC "Raúl Reyes", alias de Luis Edgar Devia, en el marco de las negociaciones para el intercambio humanitario de rehenes.