Aparece en un vídeo un trabajador estadounidense de la ONU secuestrado en Pakistán

  • Islamabad, 14 feb (EFE).- El grupo separatista que secuestró a principios de febrero al trabajador estadounidense de la ONU John Solecki en el suroeste de Pakistán ha amenazado con matarlo pronto en una carta acompañada de un vídeo en el que el rehén asegura que no se encuentra bien, informaron hoy los medios locales.

Aparece en un vídeo un trabajador estadounidense de la ONU secuestrado en Pakistán

Aparece en un vídeo un trabajador estadounidense de la ONU secuestrado en Pakistán

Islamabad, 14 feb (EFE).- El grupo separatista que secuestró a principios de febrero al trabajador estadounidense de la ONU John Solecki en el suroeste de Pakistán ha amenazado con matarlo pronto en una carta acompañada de un vídeo en el que el rehén asegura que no se encuentra bien, informaron hoy los medios locales.

El material fue entregado a última hora de anoche a la agencia de noticias paquistaní Online en una oficina de correos de Quetta, la capital de la provincia de Baluchistán, donde Solecki fue capturado después de que unos desconocidos atacaran el vehículo oficial en el que viajaba y asesinaran a su conductor.

"No me encuentro bien. Estoy enfermo y en una situación difícil. Por favor, ayúdenme a resolver el problema y a que pueda conseguir la liberación", expresó Solecki en un vídeo de corta duración dirigido a la ONU y distribuido por el Frente Unido de Liberación de Baluchistán (BLUF), el desconocido grupo que reivindicó hace una semana el secuestro.

En la carta, el BLUF amenaza con matar a Solecki, que era el jefe del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Quetta, en caso de que en 72 horas las autoridades no pongan en libertad a 141 mujeres que supuestamente se encuentran bajo custodia en Pakistán.

"Nos tomamos muy seriamente el mensaje. Estamos analizándolo y esperamos poder tener contacto directo con los secuestradores próximamente", dijo a Efe la portavoz de la ONU en Pakistán Maki Shinahar.

Los captores también exigieron días atrás que se proporcione información sobre el paradero de 6.000 activistas políticos presuntamente desaparecidos.

Asimismo, justificaron el secuestro de Solecki por la necesidad de llamar la atención de la comunidad internacional y EEUU sobre la situación de Baluchistán, donde varios grupos insurgentes luchan por una mayor autonomía o independencia de la región.

El nombre del BLUF, desconocido hasta hace poco, guarda parecido con otro grupo armado más prominente, llamado Frente de Liberación de Baluchistán (BLF).

El pasado sábado, el ingeniero polaco Piotr Stanczak, quien estuvo más de cuatro meses en cautiverio en el noroeste de Pakistán, fue decapitado por los talibanes, que llevan a cabo de forma más habitual secuestros en el país.