Metro de Madrid descarta un fallo humano en el descarrilamiento de un tren

  • Madrid, 12 may (EFE).- El director gerente de Metro de Madrid, Ildefonso De Matías, ha afirmado hoy que el fallo humano "no debe de ser una hipótesis que se maneje" como causa del descarrilamiento de un convoy esta mañana, ya que en el momento del incidente el tren entraba en la estación de Moncloa "en conducción automática".

Madrid, 12 may (EFE).- El director gerente de Metro de Madrid, Ildefonso De Matías, ha afirmado hoy que el fallo humano "no debe de ser una hipótesis que se maneje" como causa del descarrilamiento de un convoy esta mañana, ya que en el momento del incidente el tren entraba en la estación de Moncloa "en conducción automática".

Según De Matías, quien ha acudido al lugar del incidente, éste ha ocurrido sobre las 09.40 horas, cuando ha descarrilado el segundo coche de un tren de la línea 6 que entraba en la estación Moncloa procedente de Ciudad Universitaria.

Al descarrilar, el vagón se ha salido de la vía, ha rozado la parte superior del túnel y ha golpeado un muro de la entrada de la estación.

Es por eso que, según De Matías, "los viajeros desde dentro del tren han podido tener la sensación de que un muro se caía" aunque ha señalado que ha sido una "interpretación errónea" ya que la estabilidad de la estructura "está garantizada".

En el momento del descarrilamiento en el tren había unas doscientas personas que han podido ser evacuadas "con normalidad", ya que el convoy, de "tipo gusano", tiene los vagones comunicados entre sí, lo que ha permitido que los pasajeros lo recorrieran por dentro y salieran al andén sin tener que bajar en el túnel.

El director ha asegurado que el tren, que es "de los más nuevos" con los que cuenta el suburbano, no circulaba a una velocidad "más alta de lo normal" ya que justo antes "había estado parado unos segundos -en el túnel- esperando a que el anterior saliera de Moncloa".

Esto implica que en el momento del incidente "acababa de arrancar, y su velocidad era, si acaso, más baja de lo normal", ha detallado De Matías.

Ahora, la prioridad para Metro es retirar el tren de la vía por parte de técnicos del suburbano, lo que conllevará unos trabajos que previsiblemente durarán hasta ocho horas, así como conocer las causas del incidente.

El proceso de retirada del convoy es "complejo" ya que en primer lugar hay que elevarlo para luego moverlo, poner el vagón sobre la vía y entonces arrastrarlo para finalmente poder extraerlo.

Durante el tiempo que duren estos trabajos se habilitará un servicio alternativo de transporte para lo usuarios de la línea 6 que viajen entre las estaciones de Argüelles y Ciudad Universitaria.

El incidente de esta mañana ha provocado dos heridos leves, en concreto dos personas que presentaban contusiones cervicales y que han sido trasladadas al hospital Clínico y a la Fundación Jiménez Díaz para realizarles las pruebas pertinentes, sin que su estado revista ninguna gravedad, según ha informado Emergencias Madrid.

Los sanitarios también han atendido a otras dos personas que presentaban crisis de ansiedad.