Hallan parte de un botín robado en un crimen que desató un caso de corrupción en Bolivia

  • La Paz, 17 feb (EFE).- La policía detuvo a una persona que llevaba en una mochila 132.800 dólares, parte del botín de 450.000 dólares robado a un empresario boliviano cuyo asesinato a fines de enero desató un sonado escándalo de corrupción, informaron hoy fuentes de la Fiscalía.

Hallan parte de un botín robado en un crimen que desató un caso de corrupción en Bolivia

Hallan parte de un botín robado en un crimen que desató un caso de corrupción en Bolivia

La Paz, 17 feb (EFE).- La policía detuvo a una persona que llevaba en una mochila 132.800 dólares, parte del botín de 450.000 dólares robado a un empresario boliviano cuyo asesinato a fines de enero desató un sonado escándalo de corrupción, informaron hoy fuentes de la Fiscalía.

El Fiscal de Distrito de La Paz, Jorge Gutiérrez, indicó hoy que el dinero fue confiscado el lunes a Lucio Lazo Contreras, empleado del bar "Caballito", cuyo propietario está detenido en la cárcel acusado de ser uno de los autores intelectuales del atraco.

Lazo Contreras fue detenido en un carretera por la policía cuando trasladaba el dinero desde La Paz a la localidad tropical de Palos Blancos.

El pasado 27 de enero, un grupo de atracadores asesinó en una calle de La Paz y robó 450.000 dólares al empresario boliviano Jorge O'Connor D'Arlach.

El ejecutivo petrolero ingresaba en el momento del crimen con el dinero en efectivo a la casa de unos familiares de la esposa del entonces presidente de la empresa estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Santos Ramírez, encarcelado la semana pasada.

Según la oposición y las investigaciones de la prensa, el dinero era supuestamente para pagar una comisión ilegal a Ramírez porque la empresa de O'Connor se adjudicó el año pasado un contrato por 86,3 millones de dólares para construir una planta de gas en Bolivia.

Ramírez era uno de los hombres allegados y de mayor confianza del presidente Evo Morales, quien lo destituyó para que sea investigado, al tiempo que ordenó intervenir la petrolera estatal.

Hasta ahora, en diferentes operaciones, la policía ha recuperado cerca de 220.000 dólares del botín robado a O'Connor.