Málaga.-Fiscalía crea el Servicio de Criminalidad Informática, que se centrará en la prevención y la formación de padres

En 2008 se registran 294 atestados por estos delitos, sobre todo por estafas y pornografía, con 55 detenidos MÁLAGA, 16 (EUROPA PRESS) La Fiscalía de Málaga ha puesto en funcionamiento el Servicio de Criminalidad Informática, que se centrará en la lucha contra delitos contra la intimidad, pornografía infantil, estafas y defraudaciones informáticas, delitos contra la propiedad intelectual o apoderamiento de secretos de empresa, entre otros, pero que como novedad prestará especial atención a la prevención y a la formación de los padres. Con este servicio, "pionero" en Andalucía, se pretende lograr "una Fiscalía cada vez más cercana a los ciudadanos, con una apuesta decidida por la prevención del delito", según aseguró el fiscal jefe de Málaga, Antonio Morales, en la presentación a los medios de este departamento, dirigido por el fiscal Jacobo Fernández-Llebrez y que cuenta con dos funcionarias. En 2008, se registraron, tanto por la Guardia Civil como por la Policía Nacional, 294 asuntos por delitos informáticos, sobre todo por transferencias fraudulentas o 'phising' --en 77 casos y con 19 detenidos--; seguido por compraventas en Internet --con 73 asuntos y 10 arrestados--, y pornografía infantil, delito en el que se dieron menos casos --27 asuntos--, pero un mayor número de detenidos, en concreto 55. En los casos de pornografía infantil, Fernández-Llebrez dijo que la mayoría de los pederastas "suele empezar por cosas de pornografía" y aseguró que "desde esta Fiscalía, tolerancia cero". "Vamos a ir a por esta gente que es capaz de bajarse fotografía de menores y la gente tiene que saber que el que hace una barbaridad de ésta, al final, lo vamos a pillar", apostilló. Así, indicó que la prevención y la formación de los padres serán aspectos "fundamentales" para este servicio, con el objetivo de que "sean conscientes de los riesgos que tienen sus hijos en la navegación en Internet sin unas pautas claras". "Lo mismo que no dejamos a nuestro hijo pequeño cruzar solo una calle, es una auténtica barbaridad dejarlo solo navegando en la Red", apuntó. En este sentido, señaló que ya se ha dado la primera charla en un colegio de la capital y aseguró que se hablará con Educación de la Junta de Andalucía para "coordinarnos" a la hora de realizar este tipo de actividades en los centros educativos, al igual que hacen ya responsables de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado especializados en la lucha contra estos delitos. Según los datos facilitados por Fernández-Llebrez, extraídos del Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (Inteco), a nivel nacional, el 87 por ciento de los niños se conecta desde la propia casa. De ese porcentaje, apuntó, el 28 por ciento entra en páginas pornográficas; el 38 por ciento, en páginas de violencia, y el 86 por ciento no tiene filtro. El fiscal responsable de este servicio aseguró que "Internet es estupendo", pero apostó por tomar precauciones como "no dejar que el ordenador esté en los dormitorios de los menores y tener un filtro". Aseguró que este servicio ha acogido "como propio" el decálogo de la Asociación de Internautas con consejos sobre el uso de Internet y apostó por "no prohibirles, sino darles criterios claros". En este decálogo, se informa de que la información de Internet puede ser rastreada y se advierte de que hay que desconfiar de lo que te haría desconfiar en la calle. En este punto, Fernández-Llebrez dijo que "estamos viendo que se están cometiendo una serie de delitos de los que a veces los menores no son conscientes", poniendo como ejemplo las fotos que se publican en las redes sociales. "Algunos no saben que sus fotos son grabables porque ellos no lo pueden hacer, pero no saben que los malos sí saben hacerlo", explicó el fiscal, quien insistió en que "todo lo que está en Internet es manipulable, por eso hay que tener control". Además, señaló que esta labor de formación y de asesoramiento también se extenderá a jueces y fiscales.