Ayuntamiento de Adra celebra hoy una protesta silenciosa por el homicidio

ALMERÍA, 15 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Adra (Almería) ha anunciado la convocatoria urgente de una junta de gobierno extraordinaria para acordar hoy el decreto de un día de luto oficial por la muerte de Manuel L., el empleado de un programa municipal adscrito Área de Servicios Sociales desde hace una década que fallecía degollado a manos de su ex marido, quien poco después aparecía ahorcado en un paraje rural.

En una nota, informó, asimismo, que ha ordenado que las banderas del balcón de la Casa Consistorial ondeen a media asta al tiempo que comunicó la celebración de una concentración de repulsa que tendrá lugar a las 12,00 horas en la Plaza Puerta del Mar de Adra, a través de la que invita a los ciudadanos a exigir el cese de la violencia de género, en todas sus manifestaciones"

Manuel L. trabajaba desde hacía una década en el área de Servicios Sociales del Ayuntamiento y, por tanto, era una persona "muy conocida y apreciada" por lo vecinos, según informaron a Europa Press fuentes municipales y de la Guardia Civil.

El cadáver del presunto homicida, un joven de nacionalidad marroquí con el que había contraído matrimonio y del que se había separado hace dos meses, era encontrado a primera hora de la tarde de ayer en el paraje 'La Parra', una zona rural a la que habría huido después de asestar una única cuchillada mortal en el cuello a su víctima pasadas las 15,00 horas.

Los primeros datos de la investigación apuntan a que el agresor, cuya identidad no ha trascendido por el momento, esperó y abordó a Manuel L. a la puerta del domicilio conyugal, ubicado en el número 110 de la céntrica calle Natalio Rivas armado con un cuchillo. Al verle salir del portal, se abalanzó sobre él y le degolló para después emprender la huida y abandonarle malherido.

La víctima, que residía en Adra desde hacía años pese a ser natural de Alcudia de Monteagud, un pequeño municipio almeriense de apenas 148 habitantes, fue atendida en un primer momento en el lugar del crimen por un equipo del 061, que procedió a su evacuación hasta el hospital de Poniente, en El Ejido aunque no pudo evitar su fallecimiento durante el traslado debido a un shock hipovolémico agudo.