Liberados 4 de los 5 indígenas detenidos hace once meses por un homicidio

  • Chilpancingo (México), 19 mar (EFE).- Cuatro de cinco indígenas acusados del asesinato de un presunto informante del Ejército mexicano fueron liberados hoy en Guerrero, sur del país, tras pasar once meses tras las rejas, informaron los afectados.

Liberados 4 de los 5 indígenas detenidos hace once meses por un homicidio

Liberados 4 de los 5 indígenas detenidos hace once meses por un homicidio

Chilpancingo (México), 19 mar (EFE).- Cuatro de cinco indígenas acusados del asesinato de un presunto informante del Ejército mexicano fueron liberados hoy en Guerrero, sur del país, tras pasar once meses tras las rejas, informaron los afectados.

Manuel Cruz Victoriano, Orlando Manzanares Lorenzo, Natalio Ortega Cruz y Romualdo Santiago Enedina, de la Organización de los Pueblos Indígenas Me'phaa (OPIM), señalaron tras recuperar la libertad que lucharán por sacar de prisión al quinto detenido, Raúl Hernández.

Los indígenas fueron capturados por personal militar el 18 de abril de 2008 en un retén cercano a una de sus comunidades y se les acusó de estar relacionados con el asesinato de Alejandro Feliciano García, un presunto informante del Ejército en esa región.

El grupo fue trasladado a la cárcel de Ayutla de los Libres, población ubicada unos cien kilómetros al norte de Acapulco, donde permanecieron hasta hoy.

Manzanares señaló que seguirán luchando para sacar al "compañero que se queda preso" en un caso donde el grupo fue respaldado por Amnistía Internacional (AI).

Los indígenas de la OPIM se han caracterizado por su lucha en defensa de los derechos humanos de las comunidades indígenas de la zona y han pedido la salida del Ejército mexicano de su región.

Horas antes de quedar libres, cuando ya se conocía que saldrían de prisión, Susan Lee, directora del Programa de las Américas de AI, señaló en un comunicado que nunca hubo "suficientes pruebas para justificar el encarcelamiento de estos indígenas".

Agregó que a pesar de que la retirada de los cargos contra cuatro de los cinco sujetos relacionados con el caso, es "urgente" devolver la libertad al último miembro del grupo de OPIM.

Esta organización indígena dedicada a la defensa de los derechos humanos ha sido una de las más golpeadas los últimos años por las autoridades locales y federales.

En 1998 catorce de sus integrantes fueron esterilizados con engaños por el gobierno estatal guerrerense, que les prometió construir una clínica y mejoras para su comunidad, las cuales nunca se concretaron.

Además en 2002 dos mujeres de la OPIM fueron violadas por soldados, un caso que ha sido llevado ante instancias internacionales.

Ayutla de los Libres se encuentra en una región que concentra una gran población de indígenas mixtecos y me'phaa o tlapanecos.

Hace tres semanas en esa misma zona fueron asesinados Raúl Lucas Lucía y Manuel Ponce Rosas, miembros de la Organización para el Futuro del Pueblo Mixteco (PFPM), quienes también realizaban labores de defensa de los derechos humanos.