Detenidos tres vecinos de Fustiñana acusados del homicidio de un ciudadano marroquí tras una pelea

PAMPLONA, 6 (EUROPA PRESS)

La Policía Foral ha detenido entre ayer y hoy a tres vecinos de Fustiñana acusados del homicidio de un ciudadano marroquí, E.B. de 36 años. Éste último falleció ayer domingo como consecuencia de las heridas que le produjeron presuntamente los arrestados en la madrugada del viernes al sábado en el trascurso de una pelea que se produjo en Fustiñana, donde el pasado fin de semana se celebraba una fiesta de quintos.

Los detenidos son un ciudadano de nacionalidad colombiana, A.L.G., de 20 años, y dos españoles, O.C.L. de 29 años y J.C.D.A, de 30 años. Los dos primeros fueron arrestados en la madrugada de ayer y el otro fue detenido esta mañana a la salida del Hospital Reina Sofía de Tudela, donde estaba ingresado desde la madrugada del sábado, ya que durante la citada pelea sufrió un corte en un brazo. Ninguno de los tres tiene antecedentes penales y mañana martes pasarán a disposición judicial, informó el Gobierno de Navarra en un comunicado.

Según las primeras investigaciones realizadas por la Policía Foral, los hechos se remontan al viernes por la noche cuando el varón que posteriormente falleció y los tres detenidos, que al parecer son amigos, protagonizaron una primera disputa en los baños de un bar en Fustiñana.

Los tres amigos abandonaron el local y, una vez en la calle, fueron alcanzados por E.B., quien presuntamente les agredió con una botella. Entonces se inició una nueva pelea, en la que los posteriormente arrestados podrían haber golpeado a este ciudadano magrebí hasta dejarlo sin sentido, abandonándolo en plena calle.

Los arrestados fueron los que hicieron sobre la cuatro de la madrugada una primera llamada a SOS Navarra 112 para alertar de que uno de ellos había resultado herido. Después acudieron hasta el centro de salud, para que J.C.D.A. fuera atendido del corte que presentaba. Otros vecinos realizaron una segunda llamada a SOS Navarra 112, sobre las 4.15 horas, alertando de la presencia de un hombre inmóvil en plena vía pública.

Cuando acudió la Policía Foral hasta el lugar encontró a E.B., que tampoco tenía antecedentes delictivos y solicitó su traslado urgente en ambulancia al Hospital Reina Sofía de Tudela. Más tarde, ante la gravedad de las heridas, fue derivado al Hospital de Navarra, en Pamplona, donde falleció ayer. La autopsia del cuerpo determinará las causas finales del fallecimiento.