Piden 377 años para un etarra que atentó contra el teniente de alcalde de Portugalete

  • Madrid, 26 abr (EFE).- La Audiencia Nacional juzgará al presunto etarra Gorka Martínez Arkarazo por intentar asesinar en 2002 a la teniente de alcalde de Portugalete (Vizcaya) y a su escolta en un atentado en el que también resultaron heridas otras 18 personas, hechos por los que la Fiscalía pedirá para él 377 años de cárcel.

Piden 377 años para un etarra que atentó contra el teniente de alcalde de Portugalete

Piden 377 años para un etarra que atentó contra el teniente de alcalde de Portugalete

Madrid, 26 abr (EFE).- La Audiencia Nacional juzgará al presunto etarra Gorka Martínez Arkarazo por intentar asesinar en 2002 a la teniente de alcalde de Portugalete (Vizcaya) y a su escolta en un atentado en el que también resultaron heridas otras 18 personas, hechos por los que la Fiscalía pedirá para él 377 años de cárcel.

En el juicio, que se celebrará el próximo miércoles ante la sección primera de la sala de lo penal de este tribunal, el fiscal Juan Moral solicitará, además de la pena de prisión, que el acusado indemnice a Esther Cabezudo (PSE-EE) con 100.000 euros, a su escolta Iñaki Torres con 350.000 euros y al resto de las víctimas con un total de 229.550 euros.

Además, el Ministerio Público reclamará que el acusado abone también cerca de un millón de euros por los daños materiales -en inmuebles, vehículos y enseres personales- causados en el atentado.

En su escrito de conclusiones provisionales, el fiscal sostiene que Martínez Arkarazo en unión de otras personas y siguiendo las instrucciones de ETA, "convinieron actuar contra la vida" de la entonces teniente de alcalde de Portugalete.

"Siendo conocedores de la situación personal de la misma, costumbres y protección de la que gozaba", señala el fiscal, el acusado y otros prepararon un artefacto con 20 kilos de tytadine, activado por radio mando y que colocaron en un carrito de la compra en la calle Casilda Iturriza, lugar por el que pasaba Cabezudo y "frecuentemente utilizado y ocupado por numerosos viandantes".

Así, sobre las 9:10 horas del 28 de febrero de 2002, al paso de la teniente de alcalde y su escolta por el lugar mencionado, fue accionado el dispositivo, resultando ambos heridos de gravedad, así como otras 18 personas.

Iñaki Torres, para quien el fiscal reclama la mayor de las indemnizaciones (350.000 euros), sufrió lesiones que le incapacitaron de forma total para desempeñar su profesión habitual.

En abril de 2004, Cabezudo renunció a su cargo como concejal en el Ayuntamiento de la localidad vizcaína -donde había desempeñado su puesto durante 17 años-, después de que fuera declarada en situación de incapacidad permanente total.

Martínez Arkarazo, detenido en septiembre de 2003, formaba parte del "comando Vizcaya", del que era el supuesto coordinador al menos desde 2001, cuando fue captado en marzo de ese año por el dirigente etarra Ibon Fernández Iradi, "Susper", que se encuentra encarcelado en Francia.