El tribunal que juzga al Jemer Rojo emitirá la primera sentencia antes de 2010

  • Phnom Penh, 20 may (EFE).- El tribunal internacional que auspiciado por la ONU juzga a los antiguos jefes del Jemer Rojo de crímenes contra la humanidad y genocidio emitirá su primera sentencia antes de 2010, anunció hoy el director de la oficina de administración de la Corte, Knut Rosandhaug.

El tribunal que juzga al Jemer Rojo emitirá la primera sentencia antes de 2010

El tribunal que juzga al Jemer Rojo emitirá la primera sentencia antes de 2010

Phnom Penh, 20 may (EFE).- El tribunal internacional que auspiciado por la ONU juzga a los antiguos jefes del Jemer Rojo de crímenes contra la humanidad y genocidio emitirá su primera sentencia antes de 2010, anunció hoy el director de la oficina de administración de la Corte, Knut Rosandhaug.

El esperado juicio comenzó el 17 de febrero pasado con Kaing Guek Eav, conocido por "Duch", su nombre revolucionario, ex director del centro de detenciones de Tuol Sleng, denominado S-21, donde murieron entre 14.000 y 16.000 personas entre 1975 y 1979.

Rosandhaug señaló que el siguiente caso no empezará hasta al menos 2010.

Los otros detenidos son Nuon Chea, de 82 años, el hermano "número dos" de la jerarquía del Jemer Rojo; el ex viceprimer ministro y ministro de Asuntos Exteriores del régimen, Ieng Sary, de 83 años; su esposa, Ieng Thirit, de 76 años, quien fue titular de Asuntos Sociales; y el ex presidente de la República Democrática de Kampuchea, Khieu Samphan, de 77 años.

El responsable de la administración de las Cámaras Extraordinarias de las Cortes de Camboya, el nombre oficial de este tribunal internacional, eludió comentar sobre las acusaciones de corrupción que pesan sobre el organismo por el supuesto pago de comisiones de los empleados camboyanos a sus superiores.

"Gastamos menos dinero que otras organizaciones hermanas", señaló Rosandhaug, aunque admitió que la plantilla camboyana ha aumentado hasta tener 252 trabajadores.

Los sueldos del personal camboyano fueron congelados por Naciones Unidas en julio del año pasado, cuando se destaparon los casos de supuesta corrupción y, hasta la fecha, se han pagado con varios donativos de Japón.

La ONU y Camboya, a petición del segundo, negociaron el establecimiento de este tribunal internacional y lo dotaron con un presupuesto de 56 millones de dólares.

La corte, constituida por juristas camboyanos y extranjeros, comenzó a operar en 2006 y en 2008 calculó que los juicios costarían el doble de lo previsto y pidió 114 millones de dólares.

El tribunal ha contratado este año al auditor franco-vietnamita Mazars STT, para que realice controles regulares y auditorías anuales sobre la gestión de los recursos humanos y la gestión financiera del tribunal.

Cerca de dos millones de camboyanos murieron durante el régimen del Jemer Rojo, que imperó desde abril de 1975 hasta enero de 1979.