PP de Toledo muestra su sorpresa porque no se trate el cupo de Azucaica en el Consejo de Administración de la EMV

TOLEDO, 30 (EUROPA PRESS) El concejal del Grupo Municipal Popular de Toledo, Javier Alonso, mostró hoy su sorpresa porque no se haya incluido en ningún punto del orden del día del Consejo de Administración de la Empresa Municipal de la Vivienda (EMV) la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJCM), que levantaba la medidas cautelares del cupo de Azucaica. Alonso afirmó que "nos ha llamado poderosamente la atención que no figure ningún punto en el orden del día sobre el Cupo de Azucaica" y consideró que esto es "una falta de respeto" y "un desprecio" a los consejeros del Partido Popular y "una falta de consideración a los vecinos afectados, más de 30 familias", informó el PP en nota de prensa. Además, señaló que a los consejeros del Partido Popular les provoca alarma "porque no sabemos que motivos tienen para no hablar del cupo de Azucaica". Por eso, señaló que el PP va a solicitar "que nos expliquen cómo y cuándo se van a entregar las viviendas", y que la EMV avale a los adjudicatarios que tengan problemas para acceder al crédito hipotecario y que se realice una revisión del estado de las viviendas antes de la firma del contrato. De otro lado, señaló que el orden del día incluye la modificación de poderes a favor del gerente y del Vicepresidente, que aumenta la posibilidad de tomar decisiones sobre la EMV por un importe económico que pasa de 90.000 euros a 180.000. Por lo que afirmó que "supone un gran aumento de estos poderes" y "vamos a solicitar informe jurídico tanto de la EMV como del secretario del Ayuntamiento". "Este acuerdo va a suponer la liquidación del consejo de la EMV, ya que en época de crisis es tiempo de aunar decisiones, estar todos juntos y que las decisiones se tomen entre todos. Es tiempo de que las decisiones sean más consensuadas y menos personalistas", agregó. VEGA BAJA De otro lado, señaló que el Consejo de Administración tratará, también, la toma de conocimiento del Protocolo firmado por el consejero de Ordenación del Territorio y Vivienda, Julián Sánchez Pingarrón con el alcalde, Emiliano García-Page relativo a la permuta de parcelas de Vega Baja afectadas por las declaración de Bien de Interés Cultural (BIC), que facultará para la firma del acuerdo definitivo. En este sentido, dijo que no existe tal acuerdo y que lo que hay es una "gran diferencia" de acuerdo. "Por un lado la Junta pide a los toledanos 223.000 euros más, y por otro lado vemos la excesiva confianza tanto del gerente como del vicepresidente. No se puede llevar un acuerdo al Consejo de Administración basándose en expectativas", porque puede pasar lo mismo que con ADIF", añadió. "Estamos hablando de un desacuerdo de más de 220.000 euros y "en esta época de déficit para la EMV, esto va a suponer 220.000 euros más de números rojos para la empresa, por lo que no vamos a tolerar que la Junta nos pida más dinero a los toledanos y nuestra postura será en contra", concluyó.