Salgado dice que el Gobierno "está ultimando" trabajos para cerrar la reforma de financiación autonómica

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, aseguró hoy que el Gobierno "está ultimando" los trabajos para cerrar el nuevo modelo de financiación autonómica y aclaró que, en todo caso, habrá que esperar a que quede constituido el nuevo gobierno de Galicia para convocar el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF).

En respuesta a una pregunta del senador del PP Javier Arenas en el Pleno del Senado, Salgado aprovechó su primera intervención en las Cortes como sustituta de Pedro Solbes para mostrar su disposición para dejar cerrado el nuevo modelo de reparto en "muy breve plazo" y para renovar el compromiso del Gobierno de que entre en vigor este año.

Ahora bien, pidió al PP su cooperación en esta tarea, y, sobre todo, un "discurso unívoco". Según argumentó, mientras el portavoz de los 'populares' en el Congreso de los Diputados, Cristóbal Montoro, se muestra en contra de la reforma de la financiación, el PP en el Senado pide que se cierre cuanto antes un nuevo modelo.

"Publiciten su posición exacta en cuanto al modelo de financiación autonómica", exhortó Salgado a la bancada 'popular' después de que Arenas le preguntará si el Gobierno piensa cumplir "alguna vez" sus compromisos al respecto.

Salgado se defendió a sí mismo de las acusaciones de Arenas, quien aseguró que el Ejecutivo "ha incendiado el Estado de las autonomías y ha organizado una rifa entre ellas a base de fondillos".

Al respecto, la vicepresidenta segunda del Gobierno precisó que esos "fondillos" vienen a dar cumplimiento a los distintos estatutos de autonomía y que, si así los tildan, la duda es qué apelativo recibirán las "modulaciones" que hizo el Gobierno del PP al definir el modelo vigente, que han sido "desastrosas". "El sistema que diseñaron fracasó y ahora hay que arreglar desaguisados", añadió.

Por último Arenas se dirigió a la nueva ministra de Economía y Hacienda para exigir "igualdad y solidaridad entre todos los españoles", que el criterio determinante sea el de población y que "no se le ocurra pagar la deuda histórica en especies", entre otras cuestiones.