Suspenden la patria potestad al hombre investigado por la compra de un bebé a una madre de alquiler


ARCOS DE LA FRONTERA (CÁDIZ)|

El titular del Juzgado de Instrucción número tres de Arcos de la Frontera (Cádiz) ha tomado declaración a un hombre de Almería investigado por un presunto delito de alteración de la paternidad y ha acordado, como medida cautelar, la suspensión de la patria potestad del bebé de días que pudo comprar a una mujer de la localidad gaditana de Villamartín, la cual habría actuado como "vientre de alquiler" y que se encuentra en libertad con cargos tras declarar ante el juez.

Fuentes judiciales han explicado que el magistrado ya ha pedido que se realice una prueba de paternidad a este hombre sobre el bebé con el que presuntamente se negoció.

El reseñado ha declarado por videoconferencia, ya que es vecino de Almería. El juez sigue la investigación de los hechos con testimonios de otras personas que pudieran aclarar el presunto delito.

El caso es resultado de una operación desarrollada por parte de la Guardia Civil, denominada 'operación Princesita', que se inició al tener conocimiento de que una vecina de Villamartín podría haber recibido 10.000 euros para ceder a su hija recién nacida a una pareja residente en Almería.

Presuntamente, la mujer se habría sometido a una inseminación artificial conyugal en una clínica de Málaga para cederles el bebé tras el alumbramiento, actuando como "vientre de alquiler".

Cabe recordar que la Junta de Andalucía activó el protocolo habitual para asumir la tutela de la bebé, que se encuentra con una familia en situación de acogimiento.