'Agallas' presenta una historia sobre el narcotráfico y la lucha por llegar a lo más alto

MÁLAGA, 19 (EUROPA PRESS)

El Festival de Málaga-Cine Español presentó hoy el largometraje perteneciente a la Sección Oficial a Concurso 'Agallas', de Samuel Martín Mateos y Andrés Luque, una historia sobre el narcotráfico y la lucha por llegar a lo más alto en ese mundo. La cinta está protagonizada por los actores Carmelo Gómez y Hugo Silva. El pase oficial será esta tarde a las 19.00 horas en el Teatro Cervantes de la capital malagueña.

'Agallas' cuenta la historia de Sebastián --interpretado por Silva--, un delincuente de poca monta recién salido de prisión que decide buscar un empleo en una pequeña empresa de Galicia, pero no por vocación, sin porque algo le dice que el dueño de la empresa, Regueira --papel de Gómez--, no tiene todos sus lujos exclusivamente con su negocio de mariscos.

Mediante una astucia se hace amigo de un encargado, Raúl, y consigue un contrato. Regueira se lo cree sólo a medias, pero comprueba muy rápidamente que aquel joven de diente mellados tiene agallas y decide convertirlo en su ayudante. Poco a poco, Sebas cambia de aspecto, se gana ropa nueva, nuevos dientes y, sobre todo, la confianza de su jefe. Parecerá haber llegado a la cumbre, pero Sebas, listo y despiadado, ignora que forma parte de un juego que le supera.

Según indicó Martín, es "un placer poder presentar la cinta en el Festival de Málaga", así como un "orgullo y honor que el comité de selección" eligiese la película para que entrara a concurso. Por su parte, Luque explicó que la película, de 99 minutos de duración, es la historia de alguien que quiere trepar y llegar a lo más arriba.

Por otro lado, Gómez precisó que cuando recibió el guión pensó en que la película no se iba a hacer por ser "muy difícil". Así, destacó el "empeño y arrojo" de ambos directores para conseguir lo que querían. "Para hacerla han tenido que hablar con el cielo y el infierno", agregó, al tiempo que afirmó que el filme "ha salido adelante con ilusión".

En cuanto a su personaje, informó de que Regueira es "una persona sin conflictos internos y de acción". "La gran apuesta es que no funciona como un heroico noble. El espectador tiene que estar con unos y otros y no son los buenos", apostilló.

Además, afirmó que su personaje es capaz de "llevarse por delante a quien sea para llegar a todos lados". En relación al tema central, el narcotráfico, indicó que "esta vida de la droga y de los usureros del trapicheo está muy presente en nuestra vida política y lo estamos viendo ahora porque lo jueces tienen un montón de trabajo".

Silva, por su parte, indicó que para inspirarse pensó en los animales, sobre todo en los perros. Así, Sebastián es un hombre con instinto, con inteligencia para sobrevivir y sin empatía. Además, afirmó que también recordó su barrio de pequeño y señaló que fue a visitar a una persona a la cárcel, en la que se basó para interpretar.

Finalmente, Carlos Sante, que es en la película la supuesta mano derecha de Regueira, describió su personaje como un "buitre". "Es un tío normal, pero si le tocas te da un picotazo y cuando llega Sebas, juega con esa maldad", indicó, a la vez que dijo que el narcotráfico es "un mal veneno, pero hoy en día los hay peores".