Murcia defiende la forma de operar de DMG y niega vínculos con el narcotráfico

  • Panamá, 19 feb (EFE).- El colombiano David Murcia Guzmán, dueño del grupo de empresas DMG, defendió hoy la forma de operar de su negocio y negó las acusaciones que se le formulan de tener vínculos con dineros del narcotráfico.

Murcia defiende la forma de operar de DMG y niega vínculos con el narcotráfico

Murcia defiende la forma de operar de DMG y niega vínculos con el narcotráfico

Panamá, 19 feb (EFE).- El colombiano David Murcia Guzmán, dueño del grupo de empresas DMG, defendió hoy la forma de operar de su negocio y negó las acusaciones que se le formulan de tener vínculos con dineros del narcotráfico.

Murcia, durante una entrevista exclusiva con el Canal 2 de la televisión panameña en la cárcel donde está preso en Bogotá, habló de su detención en Panamá y de su relación con políticos de este país, en un primer avance del documento periodístico.

Señaló que en el caso de DMG "hay una gran confusión" porque la empresa es "una comercializadora de bienes y servicios, con un sistema totalmente novedoso en el que realmente se mueven muchas personas porque es un sistema de publicidad voz a voz."

El grupo DMG reunió veinte empresas y llegó a tener unos 200.000 clientes que adquirían electrodomésticos y servicios con tarjetas pre-pagadas y más tarde recibían altos rendimientos financieros por su dinero, a través, según las autoridades, del esquema conocido como pirámide.

En el momento de su captura, el consorcio ya tenía contactos para abrir operaciones en Panamá, Venezuela y Ecuador, y otros países.

En Panamá está acusado de blanqueo de capitales y de estafa por captación ilegal de dinero.

Murcia Guzmán fue arrestado en Panamá el pasado 19 de noviembre y pocas horas después deportado a Colombia, luego de que el Ejecutivo colombiano decretara el estado de emergencia social por la crisis económica y social ocasionada por las llamadas pirámides.

En cuanto a su supuestos vínculos con el narcotraficante Juan Carlos Ramírez Abadía, alias "Chupeta", capturado en Brasil en 2008, y otros "narcos", expresó que nunca le han comprobado estos nexos.

En la entrevista, a Murcia se le preguntó si la empresa DMG financió algunas de las campañas políticas de los candidatos presidenciales o a la alcaldía, para las elecciones del 3 de mayo próximo en Panamá.

Respondió que tendría que preguntarle a sus asesores "a ver si ellos al fin concretaron, porque no puedo negar que sí estuvieron tocando puertas de las diferentes campañas".

"Estuvieron tocando puertas por el lado de Balbina (Herrera, candidata presidencial del gobernante Partido Revolucionario Democrático, PRD), estuvieron tocando puertas por el lado de Bobby (Velásquez, aspirante a la Alcaldía por este mismo partido)", afirmó Murcia.

Agregó: "Prácticamente todos estuvieron tocando puertas, porque entre todos los empresarios que yo también conocía, cada uno tenía sus candidatos".

Dejó como "parte de otro capítulo" el revelar si tuvo algún tipo de transacción con algún funcionario del Gobierno del presidente panameño, Martín Torrijos.

El ex ministro panameño de Gobierno Héctor Alemán, de la campaña de Balbina Herrera, señaló hoy que la credibilidad de Murcia "habrá que ponerla en su justa dimensión", porque "se trata de una persona que está detenida en Colombia en razón de que este Gobierno lo detuvo en Panamá y lo entregó a las autoridades colombianas".

"De tal forma -agregó Alemán- que debe tener algo de resentimiento contra este país".

Añadió que a pesar de eso, Murcia, en su entrevista, "exonera totalmente a Balbina Herrera de cualquier posibilidad de recibir recursos de él y de sus empresas".

"Es muy específico al referirse a que tal vez algunas personas tocaron a su puerta, pero en ningún momento es enfáticamente claro acusando de nada a Balbina, quien ni lo conoce", subrayó.