Decretan prisión para cinco presuntos miembros de la red de explotación sexual y tres quedan libres

HUELVA, 22 (EUROPA PRESS)

El Juzgado de Instrucción número 4 decretó hoy prisión para cinco de los presuntos integrantes de una organización dedicada al tráfico de mujeres nigerianas para la explotación sexual en España, mientras que otros tres, que también pasaron esta mañana a disposición judicial, han quedado en libertad con cargos.

Según explicaron a Europa Press fuentes cercanas al caso, todos ellos están acusados de cometer delitos contra la libertad sexual, contra el derecho del ciudadano extranjero y falsedad de documentos oficiales.

Por otra parte, apuntaron que las personas para las que se ha decretado su ingreso en prisión son tres hombres y dos mujeres, así como los que están en libertad con cargos son dos mujeres y un hombre. A estas personas hay que sumar otras cinco que ya se encuentran en libertad con cargos.

Agentes de la Policía Nacional desarticularon ayer una organización dedicada al tráfico de mujeres para la explotación sexual cuya infraestructura, implantada en Nigeria, se encargaba de captar a las mujeres, a las que sometían mediante rituales de vudú para atemorizarlas y tenerlas controladas. La operación se saldó con la detención de 23 personas en varias provincias española, 15 de ellas en la región andaluza, 13 en Huelva y dos en Sevilla.

La investigación se inició el pasado mes de febrero en Sevilla tras la denuncia de una mujer que era víctima de la red. A partir de ésta se desarrolló un complejo operativo policial por el que se han detenido 23 personas; dos en Madrid, dos en Sevilla, una en Badajoz, dos en Palma de Mallorca, 13 en Huelva y tres en Gijón. Además, se han practicado diez registros y detenido a otras seis personas por estancia irregular.

En declaraciones a los periodistas, el comisario jefe de Policía en Huelva, Miguel Rodríguez Durán; el inspector Pina, de la brigada central de red de inmigración, con sede en Madrid, y el inspector Velasco, jefe de la Unidad de Crimen Organizado de la Comisaría de Huelva, explicaron ayer que se les dotaba de documentación nigeriana falsificada, pasaportes, para que se regularizasen a través de matrimonios de conveniencia pactados con comunitarios para obtener el permiso.

En este sentido, los agentes indicaron que detectar estos casos es otra actuación abierta, de la que seguirán su curso para proceder a la anulación de las uniones de conveniencia, para las que usaban documentación falsa para presentarla en los registros civiles y llevarlos a cabo.

Así, dejaron claro que la mayoría de estas mujeres ya se había casado, ya que uno de los pasos principales de esta red era regularizarlas a través de matrimonios de conveniencia, por lo que Rodríguez Durán precisó que primero se localizará al numero de personas introducidas y después se verá su situación civil.

El comisario jefe indicó que la red empezó a trabajar en enero de 2007, desde cuando al menos 20 mujeres nigerianas han sido explotadas en clubes de alternes o en la calle. Así, precisó que la operación no está cerrada ya que tan sólo "se ha realizado la actuación operativa previa que dará lugar a un exhaustivo análisis de la documentación, de las declaraciones saldrán nuevas líneas de trabajo".