El fiscal pide al TS que confirme los dos años de cárcel impuestos a tres jóvenes que amenazaron a ertzainas

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

La Fiscalía del Tribunal Supremo solicitó hoy la confirmación de los dos años de prisión dictada el pasado mes de octubre por la Audiencia Nacional contra Iker Otamendi, Iñaki Aristu y Mikel López por un delito de atentado a agentes de la autoridad, como responsables de las amenazas e insultos proferidos durante una manifestación en San Sebastián a varios agentes de la Ertzaintza con expresiones como 'zipayos asesinos' o 'vais a morir'.

Durante la vista pública celebrada hoy ante la Sala de lo Penal del alto tribunal, el fiscal defendió la confirmación de las condenas y la actuación de los agentes, que fueron agredidos con 'cócteles molotov' y piedras. Se vieron obligados a repeler la agresión realizando varios disparos al aire.

Por su parte, la defensa letrada de los tres jóvenes solicitó su libre absolución, al estimar que la sola declaración de los agentes, en la que se basa la carga de la prueba, no es suficiente para enervar la presunción de inocencia de sus patrocinados.

La resolución de la Audiencia Nacional absolvió a los tres procesados del delito de desórdenes públicos del que también les acusaba la Fiscalía, que sí les encontraba responsables de desperfectos en cajeros automáticos y mobiliario urbano. Según la Audiencia nacional daños se produjeron con anterioridad a la agresión a los agentes y por ello no podían achacárseles los acusados.

Otamendi, Aristu y López fueron detenidos por dos agentes de paisano de la policía autonómica que les reconocieron como tres de las personas que habían participado en los ataques a la Ertzaintza desencadenados durante la marcha posterior a un homenaje al miembro de ETA Imanol Gómez Gutiérrez, fallecido en accidente de tráfico en Francia cuando intentaba huir de un control de la Gendarmería francesa.