PP lamenta la muerte de Agirre, "una buena persona" que ha tenido un final de vida "bastante amargo"

BILBAO, 20 (EUROPA PRESS) El presidente del PSE-EE vizcaíno, José Antonio Pastor, lamentó hoy la muerte de Gorka Agirre, el histórico dirigente del PNV que era "una buena persona" aunque tuvo un final de vida "bastante amargo", al ser imputado por un delito de colaboración con ETA por presuntos contactos con la red de extorsión de la banda terrorista y ser puesto posteriormente en libertad bajo fianza. En una entrevista en Radio Nacional Pastor recordó el proceso judicial seguido desde la Audiencia Nacional contra Agirre por sus "supuestos contactos" con la banda terrorista. Además, mandó a toda su familia un saludo "muy cariñoso" y lamentó su fallecimiento porque, "por encima de todo, Gorka era una buena persona". Agirre, que falleció esta madrugada a los 59 años a consecuencia de una grave enfermedad, fue miembro de la Ejecutiva del PNV durante 20 años y uno de los promotores del conocido como Pacto de Lizarra.