ÚLTIMA HORA 13:51 Un avión con medio centenar de pasajeros se estrella en el norte de Pakistán al poco de despegar

Siete militares colombianos son condenados a 30 años por "falso positivo"

  • Bogotá, 16 abr (EFE).- Dos cabos y cinco soldados del Ejército colombiano fueron condenados hoy a 30 años de cárcel por asesinar a un campesino tras señalar que era un guerrillero que había sido abatido en combate, en un episodio conocido como "falso positivo".

Siete militares colombianos son condenados a 30 años por "falso positivo"

Siete militares colombianos son condenados a 30 años por "falso positivo"

Bogotá, 16 abr (EFE).- Dos cabos y cinco soldados del Ejército colombiano fueron condenados hoy a 30 años de cárcel por asesinar a un campesino tras señalar que era un guerrillero que había sido abatido en combate, en un episodio conocido como "falso positivo".

La pena fue impuesta por un juez de la localidad de Apartadó (noroeste del país), quien tuvo a cargo el caso que involucró a los siete uniformados de la Brigada XVII.

Los llamados "falsos positivos" son casos de presuntos combates en los que han resultado muertos labriegos o jóvenes, que son presentados por las tropas como "caídos" en enfrentamiento para obtener beneficios y reconocimientos de sus superiores.

La investigación que afecta a los siete condenados señala que el 12 de enero de 2006 en una zona rural de Apartadó, en el departamento de Antioquia, los militares informaron de un combate con guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Fruto de ese enfrentamiento, según el informe rendido por los militares, fue "dado de baja el guerrillero Edilberto Vásquez Cardona" a quien, de acuerdo al mismo reporte, le fue incautada una granada de mano, un fusil Galil, 86 balas y un radio de comunicaciones.

La Fiscalía pudo establecer y probar que en la zona nunca se registró combate alguno y que las versiones entregadas por los militares eran contradictorias.

Los condenados son Freddy Torres Botero, sargento segundo, y Regino Ceren Paz, cabo segundo.

También los soldados César Duván Ciro Martínez, Adelso Padilla Ramos, Nelson Villoria Avendaño, Fernando Hinestroza y Germán Manuel Martínez Gómez.

Todos fueron sentenciados por el delito de homicidio en persona protegida.

Se comprobó, según las fuentes, que "la víctima fue sacada de su vivienda y posteriormente ejecutada por las tropas oficiales".

Los militares condenados permanecen recluidos en la Cárcel de Bellavista en Medellín.