ÚLTIMA HORA 13:51 Un avión con medio centenar de pasajeros se estrella en el norte de Pakistán al poco de despegar

El discurso del PP nacional sobre el diferente trato de la Fiscalía se ve como un respaldo a las tesis del PP balear

MADRID, 16 (EUROPA PRESS) La posición de la dirección nacional del PP a raíz de las reacciones sobre el caso Gürtel es interpretada como un "claro respaldo" a las tesis del PP en Baleares sobre la doble vara de medir la Fiscalía en casos en que supuestamente están implicados miembros de la formación. Así lo apuntaron diversos miembros 'populares' consultados por Europa Press sobre el análisis de la posición adoptada por el PP nacional tras el Comité Ejecutivo Nacional que se celebró y en donde el presidente de la formación, Mariano Rajoy, recriminó la persecución que se somete al partido. Fue entonces cuando la presidenta del PP, Rosa Estarás, expuso un resumen de las situaciones que se han producido en Baleares, y posteriormente en rueda de prensa, el líder nacional del partido, Mariano Rajoy, aludió al caso Ibiza Centre como uno de los focos de la diferencia de trato, lo que denota la conciencia que se tiene en Madrid de la situación de Baleares. Además, también ven otro elemento de esa postura las declaraciones del vicesecretario de Política Autonómica y Local del PP, Javier Arenas, al final del Comité Ejecutivo regional celebrado en Palma el pasado sábado, en el que detalló la intención de centrar parte de la petición de comparecencia del Fiscal General del Estado, Cándido Conde-Pumpido, a la actuación del Ministerio Fiscal en las islas. De hecho, en ese Comité regional hubo intervenciones de que en Baleares se habían producido "los primeros avisos" de actuaciones "muy diferenciadas" por parte de la Fiscalía en presuntos casos de corrupción que afectaban al PP, lo que hace pensar en una "doble vara de medir" con respecto a casos similares de otros partidos. "Lo de Baleares son cosas extrañísimas que no hacen más que evidenciar las teorías del PP", expuso una de las fuentes consultadas en referencia a la constante presencia de medios en los momentos de registros y detenciones, mientras que en otros casos de otros partidos "no ha pasado nada". Por ello, se llamó la atención sobre la necesidad de una estrategia ante la sospecha de que desde el PSOE, tanto a nivel nacional como autonómico, se ha adoptado "desde un principio" la táctica de judicializar los casos "en seguida". En este sentido, se apuntó desde las fuentes consultadas que esta táctica persigue "eliminar la oposición" que hace el PP a nivel nacional y autonómico. Por otra parte, el traslado de ese trato diferenciado que se recibe de la Fiscalía a otros enclaves como Madrid o la Comunidad Valenciana ha motivado la postura del PP nacional. "Cuando las cosas llegan a Madrid se toma más conciencia", expusieron por otro lado. Mientras senador por Baleares Joan Huguet ya ha destacado la "exquisita prudencia y paciencia" que ha tenido el PP a la hora de denunciar un trato diferente contra la formación, dado que ha esperado para ello a "tener datos objetivos y un análisis comparativo" de lo sucedido en diversas Comunidades Autónomas. Huguet precisó que las críticas del PP ante la sensación de persecución contra el partido, paralela a la investigación de presuntos casos de corrupción como Gürtel, se producen tras evaluar lo sucedido en Comunidades Autónomas, como Canarias, Comunidad Valenciana o Baleares, donde se han utilizado para atacar a una formación "honorable".