El Servicio Secreto Británico busca un asesor científico jefe para la seguridad nacional

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

El Servicio Secreto Británico MI5 (dedicado a la seguridad interior del país) ha publicado en su página web (www.mi5careers.gov.uk) una oferta de trabajo para cubrir un puesto de asesor científico jefe dedicado a la dirección y coordinación del trabajo científico de los servicios de seguridad nacional. Estas funciones requerirán un compromiso laboral de no más de dos o tres días semanales. Las solicitudes podrán presentarse hasta el viernes 24 de abril

Los candidatos que deseen atender a esta oferta deberán acreditar experiencia y credibilidad en disciplinas científicas y tecnológicas, excelentes habilidades de estrategia así como de comunicación e influencia, en dirección de equipos de alta calidad y en la gestión de proyectos críticos y procesos en el contexto de un entorno complejo.

Además de las características específicas, el candidato deberá cumplir otras más comunes para poder enrolarse en la famosa y cinematográfica agencia de inteligencia. Así, deberá haber nacido en Reino Unido o haberse naturalizado, al tiempo que al menos uno de sus padres debe ser ciudadano británico o tener substanciales lazos con Reino Unido.

Igualmente, deberá haber residido en el país por lo menos nueve años durante la última década, aunque se harán excepciones en caso de trabajar para las fuerzas armadas en colonias de ultramar o en otros puestos como representante del Gobierno de Su Majestad, así como para estudiantes en el extranjero o residentes en dichas colonias.

En todo caso, el aspirante deberá tener 18 años y la solicitud tardará unos seis meses en ser procesada. El Servicio Secreto, a pesar de publicar la oferta en su web, resalta la importancia de la discreción y pide que sólo se trate el tema de la solicitud con los padres o familiares más cercanos.

El MI5 es el departamento responsable de proteger al país frente a amenazas encubiertas contra la seguridad nacional, al tiempo que ofrece asesoramiento a gran cantidad de organizaciones para ayudar a reducir su vulnerabilidad y amenazas.

El consejero científico del Gobierno británico, el profesor John Beddington, explicó a la BBC que las funciones del futuro cargo abarcan desde frustrar actividades terroristas, prevenir el espionaje al país, proteger la infraestructura nacional y evitar la proliferación de armas de destrucción masiva.