Desarticulan dos redes dedicadas al robo de maquinaria y vehículos en Pontevedra que llevaban el material a otros países

Detenidas un total de 9 personas y esclarecidos unos 15 robos en la provincia

VIGO, 19 (EUROPA PRESS)

La Guardia Civil ha desarticulado dos redes dedicadas a la sustracción de maquinaria pesada y vehículos que operaban desde la provincia de Pontevedra, aunque tenían ramificaciones en otros puntos de la Península Ibérica, y enviaban el material a Marruecos y países del Este.

Según informó hoy el Instituto Armado, la investigación comenzó el pasado febrero y culminó con la detención de 9 personas, a las que se les imputan supuestos delitos de asociación ilícita, robo con fuerza, falsedad documental y falsificación de moneda.

En estas operaciones, en las que también ha participado la Policía Judiciaria de Portugal, se han logrado esclarecer un total de 15 robos en la provincia de Pontevedra, con la recuperación de 7 retroexcavadoras, dos camiones, un vehículo de lujo, una plataforma de transporte de maquinaria pesada y dos semi-remolques. Asimismo, han sido intervenidos tres vehículos más, unos 300 euros en moneda falsa y 6.000 de curso legal, móviles, material informático y documentación.

La Guardia Civil investigó a dos bandas organizadas dedicadas al robo de esta maquinaria que presentaban una distribución de funciones "perfectamente establecida" y trabajaban con un 'modus operandi' muy definido: parte de los miembros tenían la misión de localizar, sustraer y ocultar la maquinaria, normalmente en una zona boscosa próxima. Pasados unos días, los encargados del transporte acudían al lugar --normalmente por la noche-- para efectuar el transporte.

Además, tras falsificar sus elementos identificativos, llevaban la mercancía hasta un puerto español o portugués, donde la embarcaban con destino Marruecos, o las trasladaban por carretera hasta Francia, donde era vendida en el mercado negro de los países del Este.

DETENCIONES

Una vez que se logró interceptar dos máquinas retroexcavadoras en el Puerto de Cádiz --con destino a Marruecos-- y, el pasado 7 de mayo, se localizó en O Porriño, en el punto kilométrico 168 de la AP-9, un camión de la marca DAF con matrícula italiana. El vehículo era conducido por G.C.V., de 36 años de edad y vecino de Sanxenxo (Pontevedra), quien transportaba una retroexcavadora de la marca JCB sustraída la noche anterior en Villalonga-Sanxenxo.

De forma simultánea, agentes de la misma unidad detuvieron a dos personas de nacionalidad marroquí pero vecinos de O Porriño, A.A, de 38 años de edad y A.H. de 37 años, quienes viajaban en un Renault Megane delante del camión, con el objetivo de avisar al otro sospechoso ante posibles riesgos.

En la tarde de ese mismo día se realizaron registros en los domicilios de esas tres personas, todas ellas detenidas, donde se obtuvieron abundantes efectos y documentos que los relacionan con los hechos investigados, así como cantidades de moneda falsa y de curso legal.

Posteriormente, el día 10 de mayo, se detuvo a otras dos personas en el punto kilométrico 9 de la AP-1 en Rubena (Burgos). En este caso fueron dos ciudadanos portugueses M.L.D.S., de 50 años, y B.F.D.C., de 34 años, quienes fueron sorprendidos cuando transportaban, ocultas en un camión, dos máquinas retroexcavadoras sustraídas en España y Portugal, siendo su destino el mercado negro francés.

El 13 de mayo, en la provincia de Pontevedra se detuvo a otras dos personas, M.G.F. de 50 años de edad y vecino de Ponteareas y a M.J.G.F. de 41 años y vecino de A Lama, ambos relacionados con una empresa de transporte de mercancías por carretera y, dentro de la banda, encargados del transporte de la maquinaria sustraída desde España hasta Portugal.

Además, el pasado domingo se arrestó a dos vecinos de Porto do Son, J.R.B., de 41 años de edad y J.M.P.F, de 40 años. Estas personas eran empleadas de una empresa de transporte y, supuestamente, daban infraestructura de ocultación y transporte de mercancía sustraída desde Portugal.

Finalmente, ayer se imputó a otras tres personas con empresas en Portugal: M.L.S. de 50 años, J.M.A.L. de 33 y A.E.M. de 37 años, todos residentes en el país luso.

Con estas actuaciones, las fuerzas de seguridad han conseguido desarticular dos grupos perfectamente estructurados y organizados que operaban separadamente en el norte y el sur de la provincia de Pontevedra, si bien coincidían con objetivos en Portugal. La investigación continúa abierta y la Guardia Civil no descarta que se produzcan nuevas detenciones o que se logre recuperar más material sustraído.