IU rechaza una moratoria para el registro de solares y alude a mecanismos rogatorios para casos concretos

Votará en contra en el Pleno del viernes si antes no se llega a un acuerdo con el socio de gobierno socialista

SEVILLA, 15 (EUROPA PRESS)

El primer teniente de alcalde y portavoz de IU del Ayuntamiento de Sevilla, Antonio Rodrigo Torrijos, calificó hoy de "mala noticia" el hecho de que pueda llevarse a práctica una moratoria hasta el año 2011 de la ordenanza reguladora del Registro Municipal de Solares y Edificaciones Ruinosas --que prevé expropiaciones si en determinados plazos no se ha edificado en suelos privados--, aludiendo en este sentido a mecanismos rogatorios alternativos, aplicables a casos concretos.

En declaraciones a los periodistas, Torrijos señaló que el registro de solares supondría un instrumento para paliar la crisis "en materia de empleo y actividad económica". Dado que la suspensión de esta herramienta permitiría que los promotores quedaran "exentos" de la obligatoriedad de construir o rehabilitar, IU votará desfavorablemente a la medida de llevarse en estos términos al Pleno del próximo viernes.

Y es que, para el portavoz municipal de la federación de izquierdas, la suspensión cautelar de la ordenanza reguladora del registro "no es, desde mi punto de vista, asumible, sencillamente porque sería una estrategia contraria a la reactivación económica y la generación de empleo".

No obstante, Torrijos no descartó de desde hoy y hasta la celebración del Pleno su partido y el PSOE, socio de gobierno, "estemos en condiciones de buscar algún tipo de acuerdo que, evidentemente, no sea esta medida".

En este sentido, el primer teniente de alcalde aludió a alternativas para casos concretos, en orden a facilitar que los constructores puedan acceder a líneas de financiación sin que se deje de construir, como un procedimiento rogatorio para que se pueda argumentar "fehacientemente" por parte de los propietarios del suelo que hay dificultad para obtener financiación, razón esgrimida por el PSOE para la moratoria.

"En ningún caso se debe suspender cautelarmente 'urbi et orbe' para todos los propietarios, sencillamente porque con toda probabilidad serviría para poner en carga suelos para cuando pase la crisis y éstos sean rentables", dijo Torrijos, que añadió que la función social "debería obligar a la iniciativa privada a que complemente el esfuerzo de la iniciativa pública para la salida de la crisis".

La idea es que los plazos del registro --un año en el casco histórico y dos para el extrarradio-- se apliquen con "comprensión", apostilló el portavoz municipal de IU.