La Guardia Civil desarticula una banda juvenil dedicada al robo y a la extorsión

JAÉN, 28 (EUROPA PRESS)

La Guardia Civil de Jaén ha desarticulado una banda juvenil, en la que había dos menores de edad, que se dedicaba al robo y a la extorsión, una operación denominada 'buji' en la que se han intervenido al menos 20 ciclomotores.

Según informó en una nota el Instituto Armado, esta operación comenzó tras la alarma social provocada por la "gran cantidad" de robos de ciclomotores, robos con fuerza y con violencia que se estaban produciendo en un círculo de poblaciones que tenía como centro las localidades de Torredonjimeno y Martos.

Iniciadas las investigaciones, se tuvo conocimiento de que los supuestos autores de los hechos podían formar parte de una banda juvenil, afincada en la localidad de Torredonjimeno, compuesta al menos por seis jóvenes, entre los que se encontraban esos dos menores de edad.

El 'modus operandi' utilizado consistía en que un miembro del grupo localizaba y señalaba al resto de la banda el efecto o vehículo que iban a sustraer, de esta manera sabían "perfectamente" a quién robaban para después contactar con él y "a cambio de ser extorsionado con el pago de dinero, normalmente devolvían lo robado a su titular".

La cantidad que pedían solía ser poca en comparación con el valor de lo sustraído, por ejemplo por un ciclomotor de 2.000 euros, reclamaban entre 150 o 200 euros, y así "se aseguraban que no iban a ser denunciados y el dueño se quedaba conforme, no denunciando entre otros motivos por miedo a represalias".

Para llevar a cabo el delito de extorsión, cuando contactaban con la víctima, quedaban con ella en un lugar próximo a la cochera en la que se guardaban los efectos robados. Una vez allí y entregado el dinero, procedían a su devolución, mientras que varios de ellos controlaban que en la zona no se encontraran efectivos policiales y que por tanto la víctima no había denunciado.

Continuando con las investigaciones, se realizaron tres registros en dos cocheras y en un taller clandestino de la localidad de Martos, siendo en este último donde supuestamente se "maquillaban" los ciclomotores para su posterior puesta en el mercado y de esta forma dar salida a los efectos, ciclomotores y parte de estos que eran desmontados si no llegaba a buen término la extorsión.

Se han intervenido al menos 20 ciclomotores, dos minimotos, numerosas herramientas, un quad, varios motores de ciclomotor, dos radios-cd de vehículo, documentación, varios DVD, un equipo de música, dos carabinas de aire comprimido, numerosas piezas de ciclomotor, en su mayoría encarenados, embellecedores, tubos escape y carburadores.

Por todos estos hechos han sido detenidas cinco personas que, una vez identificadas, resultaron ser S.C.L,. de 20 años de edad; F.J.G.C., de 21 años; F.J.P.C., de 19 años; J.C.C., de 19 años; y un menor de edad, siendo imputado otro menor de edad por los mismos hechos.

La Guardia Civil destacó que con la detención de estas personas se ha desarticulado "una banda perfectamente organizada" dedicada al robo de ciclomotores y otros efectos y añadió que se han esclarecido hasta el momento un robo con violencia e intimidación, un delito de extorsión, tres delitos de sustracción de vehículos a motor y un delito de receptación al tiempo que se continúan las actuaciones para el total esclarecimiento de los hechos.