La policía colombiana descubre una paloma mensajera con una tarjeta de celular para un reo

  • Bogotá, 13 abr (EFE).- La policía colombiana descubrió una paloma mensajera que portaba una tarjeta para teléfono celular que tenía como destino algún preso en una de las cárceles del departamento de Boyacá, centro del país, informaron hoy fuentes oficiales.

La policía colombiana descubre una paloma mensajera con una tarjeta de celular para un reo

La policía colombiana descubre una paloma mensajera con una tarjeta de celular para un reo

Bogotá, 13 abr (EFE).- La policía colombiana descubrió una paloma mensajera que portaba una tarjeta para teléfono celular que tenía como destino algún preso en una de las cárceles del departamento de Boyacá, centro del país, informaron hoy fuentes oficiales.

El dispositivo para teléfono celular "iba para algún interno de las penitenciarías El Barne o Cómbita", ubicadas en Tunja, capital de ese territorio, unos 130 kilómetros al nordeste de Bogotá, según un comunicado de la policía.

El mismo reporte indicó que "esta novedosa técnica utilizada por los delincuentes busca evadir los controles de las autoridades y continuar cometiendo sus fechorías desde el interior de los centros carcelarios a través de llamadas extorsivas y coordinación telefónica de actividades al margen de la ley".

La paloma fue encontrada en la rama de un árbol, agotada por la lluvia y por el peso de la tarjeta envuelta en una bolsa y atada a su cuerpo.

Llevaba en sus patas dos anillos de colores que el destinatario identificaría cuando el animal arribara al lugar.

El animal, que "no pudo continuar su vuelo porque estaba empapada, fue descubierta por los uniformados que patrullaban los alrededores de los penales", según las fuentes.

Éstas aves mensajeras también son utilizadas para introducir drogas en los penales, explicaron.

Tanto en El Barne como en la cárcel de máxima seguridad de Cómbita están recluidos conocidos integrantes de bandas de delincuentes, guerrilleros, narcotraficantes, hampones de alta peligrosidad y presos extraditables, que aguardan su envío a otros países.