Ricardo Lagos destaca la solidaridad de Raúl Alfonsín con los chilenos

  • Santiago de Chile, 1 abr (EFE).- El ex presidente de Chile Ricardo Lagos lamentó la muerte del ex gobernante argentino Raúl Alfonsín y destacó su solidaridad hacia los chilenos durante la dictadura de Augusto Pinochet.

Ricardo Lagos destaca la solidaridad de Raúl Alfonsín con los chilenos

Ricardo Lagos destaca la solidaridad de Raúl Alfonsín con los chilenos

Santiago de Chile, 1 abr (EFE).- El ex presidente de Chile Ricardo Lagos lamentó la muerte del ex gobernante argentino Raúl Alfonsín y destacó su solidaridad hacia los chilenos durante la dictadura de Augusto Pinochet.

Alfonsín "encarnó el respeto a las convicciones y la lealtad, acompañada de una visión de Estado", dijo Lagos en una declaración que publica hoy la prensa local.

"Con esa valentía él pudo reclamar por lo que sucedía en Chile cuando de violaban los derechos humanos", añadió el ex mandatario chileno (2000-2006).

"América Latina está hoy de luto, ha muerto un gran demócrata", manifestó Lagos sobre el ex gobernante argentino (1983-1989), de 82 años, quien falleció este martes como consecuencia de un cáncer de pulmón.

"Recuerdo con mucha emoción que cuando estuve preso, sabiendo que podría tener problemas con el Gobierno militar, levantó su voz como presidente argentino pidiendo mi libertad", recordó.

"Eso habla de un hombre que tuvo una muy profunda convicción de que hay que respetar los valores humanos, no por razones de Estado sino porque primero está el ser humano, y eso creo que a veces se nos olvida", añadió.

Lagos, quien en las últimas horas viajó a Estados Unidos, destacó que Alfonsín, "en pleno régimen militar vino a Chile a dar una palabra de esperanza y esa fue la razón por la que invitó a la oposición chilena a su asunción", y añadió que como presidente de la Alianza Democrática, opositora a Pinochet, le correspondió encabezar esa delegación.

"Era un hombre tremendamente solidario, afable, pero al mismo tiempo muy firme en sus convicciones", dijo Lagos, que también destacó que durante el Gobierno de Alfonsín se inició el proceso de solución de todos los problemas limítrofes entre Chile y Argentina.

En ese contexto, destacó que el político argentino "entendió que tenía que jugar un rol con el Gobierno militar (Pinochet) y lo hizo bien".

Durante el Gobierno de Alfonsín se selló el Tratado de Paz y Amistad negociado entre ambos países tras la mediación del Papa Juan Pablo II, quien evitó un conflicto armado por la soberanía de unos islotes patagónicos.

El entonces presidente argentino sometió el texto del Tratado a un referéndum en noviembre de 1984, siendo refrendado por el 81 por ciento de los votantes y el acuerdo, que permitió resolver todos los problemas limítrofes entre Chile y Argentino, fue ratificado en abril de 1985.

Ricardo Lagos subrayó que el Gobierno de Raúl Alfonsín marcó el inicio de la vuelta de la democracia en los países del Cono Sur del continente, pues al poco tiempo Julio María Sanguinetti llegó a la presidencia de Uruguay, y en 1988 la oposición chilena derrotó a Pinochet en un plebiscito.

Para el ex presidente chileno, Alfonsín "encarnó el diálogo y la paz en nuestro continente".