Participa avisa de que el IMD "no asegura" la reapertura de piscina pública Virgen de los Reyes


SEVILLA|
Participa avisa de que el IMD "no asegura" la reapertura de piscina pública Virgen de los Reyes

Participa avisa de que el IMD "no asegura" la reapertura de piscina pública Virgen de los Reyes SEVILLA | EUROPA PRESS

El Grupo de Participa Sevilla en el Ayuntamiento hispalense ha alertado este viernes de que el Instituto Municipal de Deportes (IMD) "no asegura" la reapertura de la piscina cubierta del centro deportivo Virgen de los Reyes, cerrada desde agosto de 2014 y revertida al dominio público tras numerosos años bajo gestión privada.

En un comunicado, la concejal de Participa Cristina Honorato ha señalado que en la comisión de ruegos y preguntas celebrada esta mañana, el concejal de Deportes, David Guevara (PSOE), "no ha aclarado qué tipo de gestión quiere promover en la piscina de Virgen de los Reyes ni ha puesto fecha para su próxima reapertura". Las instalaciones, a su juicio, "no son una prioridad para el IMD, porque ni siquiera se van a poner en marcha de inmediato las partidas presupuestarias previstas para 2017".

Así, ha recordado que Participa Sevilla incorporó una enmienda al presupuesto municipal de 2017, "que garantizara que el vecindario de la Macarena pueda volver a disfrutar de estas instalaciones municipales". "Espadas no sólo incumple su compromiso de realizar municipalizaciones de servicios públicos, sino que ante un caso como este, no muestra su firme apuesta por la gestión pública", ha denunciado Honorato.

Fue en septiembre de 1999, recordémoslo, cuando el consejo de gobierno del IMD adjudicó a la sociedad limitada Surpool Servicios Acuáticos Integrales la concesión administrativa relativa a la gestión integral y explotación completa de la piscina cubierta Virgen de los Reyes, hasta entonces de gestión directa por parte del IMD. La concesión administrativa, en concreto, contemplaba un periodo de cinco años ampliable a 20 años. Pero a partir de marzo de 2001, Surpool habría dejado de atender sus obligaciones frente a la Seguridad Social, ocasionando que el propio Instituto Municipal de Deportes hiciese frente a una deuda de 500.221 euros por este extremo como "responsable solidario" del impago.

Surpool, además, habría omitido el pago del canon implícito en la concesión administrativa y gracias al cual la Administración local esperaba recibir un retorno económico como contraprestación por haber cedido a esta empresa privada la gestión y explotación completa de este recinto deportivo público. En concreto, Surpool habría llegado a adeudar unos 138.803 euros al Instituto Municipal de Deportes. Las deudas de la empresa con la Seguridad Social, según la documentación recogida por Europa Press, motivaron el embargo de la concesión administrativa, subastada en abril de 2011 por la Agencia Tributaria en favor de Atlántico Sur, que tomó posesión del recinto deportivo al mes siguiente.

Finalmente, el 22 de agosto de 2014 el IMD anunció que había ordenado el cierre cautelar de estas instalaciones deportivas por deficiencias de seguridad e higiénico sanitarias y ya en octubre de ese año, tras no pocos conflictos con esta nueva empresa, declaró la plena "caducidad" de la concesión administrativa de la que gozaba Atlántico Sur, recuperando así el Ayuntamiento el control del centro deportivo Virgen de los Reyes y su piscina cubierta, que como se ha señalado permanece cerrado desde agosto de 2014.