Díaz Tezanos critica las "rabietas infantiles" del alcalde y pide que deje de "obstaculizar" proyectos

Dice que el PP "paraliza" los proyectos que llevan el "sello" del PSOE porque no quiere que los acometa un Gobierno socialista

SANTANDER, 29 (EUROPA PRESS)

La vicesecretaria general del PSC-PSOE, Rosa Eva Díaz Tezanos, rechazó hoy las "rabietas infantiles" y la "falta de madurez" del alcalde de Santander, Íñigo de la Serna, y reclamó al presidente del PP cántabro, Ignacio Diego, que exija al alcalde que "deje de obstaculizar" los proyectos de los gobiernos central y regional en la ciudad y "empiece a colaborar".

En rueda de prensa, tras reunirse ayer la Comisión Ejecutiva del partido para analizar la situación política, Díaz Tezanos mostró la "preocupación" de los socialistas por la "deriva" en la que ha entrado en las últimas semanas el PP, al que acusó de dedicarse a "sembrar dudas y desconfianza" buscando mejorar sus resultados electorales.

Y fue especialmente crítica con el alcalde de Santander, al que reprochó que presente a la ciudad como "víctima de acoso y derribo" por parte del Gobierno, cuando, según dijo, es el Ayuntamiento el que pone "trabas y obstáculos a todo lo que suponga desarrollo y bienestar" para los santanderinos por el mero hecho de llevar "la marca del PSOE".

Así, criticó que los proyectos más importantes para Santander en este momento, como la ordenación ferroviaria, el desarrollo del frente marítimo o la construcción de las viviendas protegidas de la finca de La Remonta "se encuentran paralizados por decisión del Ayuntamiento", "sencillamente porque no quiere que sea un Gobierno socialista el que los acometa".

"Santander y sus ciudadanos no se merecen esta actitud" y el presidente del PP "debe exigir al Ayuntamiento que colabore", insistió la vicesecretaria socialista, quien aseguró que los 'populares' "se oponen a todo lo que lleve la marca del PSOE porque son incapaces de admitir" la "realidad" que están generando el Gobierno de España y el de Cantabria.

"Los presuntos asedios a Santander suenan ya a rabietas infantiles y falta de madurez, porque nunca la ciudad estuvo mejor tratada y con más volumen de inversiones en marcha", sentenció la vicesecretaria general, quien añadió que los ciudadanos "no entienden" por qué en un momento de crisis económica como el actual los grandes proyectos para la ciudad, capaces de movilizar inversión y generar empleo, están "paralizados" por el Consistorio.

A su juicio, "es la actitud más irresponsable que un dirigente político puede adoptar, anteponiendo los intereses partidistas a los intereses generales" y, por ello, insiste en que Ignacio Diego, que está "por encima" de De la Serna, le "exija" al alcalde un cambio de actitud para que "desatasque" los proyectos y colabore.

En el caso de la licencia para el derribo de la antigua sede del Gobierno regional y la celeridad con la que ha sido concedida por el Ayuntamiento, Díaz Tezanos no cree que sea una muestra de la voluntad de colaboración del Consistorio porque, en su opinión, ha hecho "lo que tiene que hacer cualquier ayuntamiento" cuando se le pide una licencia.

LA ACCIÓN SOCIALISTA

Para la dirigente regional del PSOE, Santander es hoy "una ciudad en transformación y abierta a la modernidad" gracias "a la acción socialista" que, según dijo, "es lo que le molesta al Partido Popular".

Por el contrario, criticó que el PP "desea que la situación empeore y no avance ningún proyecto" porque "sigue pensando" que la "estrategia" que le funciona es que "cuanto peor vayan las cosas, mejor" para el PP, y mantiene una actitud de "oponerse a todo" con la que no contribuye a nada y tampoco conseguirá "ni uno solo de sus mal planteados objetivos".

Díaz Tezanos aseguró también que Ignacio Diego "piensa que la crisis va a mejorar sus resultados electorales". "Ahí tiene depositada su esperanza, en la crisis", apuntó.

CONVENCIÓN DE DESCALIFICACIONES

Además, lamentó que de la Convención del PP cántabro del pasado sábado no salieran propuestas ni medidas concretas frente a la crisis, sino "descalificaciones" hacia el PSOE y hacia los gobiernos central y regional.

En sus palabras, el PP es un partido "agotado y sin alternativas" y si quiere ayudar lo que tiene que hacer es "poner orden" y exigir que Santander empieza a colaborar. "Ese cambio de actitud sí sería verdaderamente una actitud anticrisis" y lo demás es "ruido, demagogia y entorpecer la salida de la crisis", apostilló.

Por último, recalcó que mientras el PSOE lleva en las listas europeas a un militante cántabro con posibilidades de salir elegido diputado en el Parlamento Europeo (Ricardo Cortés, que va en el puesto 21), el PP no lleva "ningún cántabro con posibilidades de salir elegido" y "una vez más da la espalda" a la región.

"Los cántabros saben que sólo hay una opción para defender los intereses de Cantabria. Con el PSOE tenemos influencia en Cantabria, en España y en Europa; con el PP, en ningún sitio", concluyó.