El instructor del TSJM interrogará después de Semana Santa a los implicados en la trama corrupta

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El magistrado Antonio Pedreira, que instruye el 'caso Gürtel' en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), interrogará después de Semana Santa a los implicados en la trama corrupta destapada en la 'Operación Gürtel' que afecta a administraciones del PP y a tres de sus aforados regionales de Madrid por delitos de cohecho y tráfico de influencias.

El nuevo instructor de la causa se encuentra estudiando a fondo el sumario remitido por el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón tras reclamarle el órgano judicial madrileño la totalidad del procedimiento, en el que hay 55 imputados. Entre la documentación que analiza figura la parte sumarial relativa al senador y tesorero nacional del PP, Luis Bárcenas, y al eurodiputado Gerardo Galeote.

El TSJM acordó el pasado 31 de marzo asumir el procedimiento al apreciar indicios de responsabilidad penal contra los diputados autonómicos Alberto López Viejo, Benjamín Martín Vasco y Alfonso Bosch por cohecho y tráfico de influencias.

Se les atribuye la posible percepción de "importantes cantidades de dinero en atención a sus actividades de mediación e influencia, con motivo de la adjudicación de contratos a varias empresas" relacionadas con imputados en la causa, en alusión al empresario Francisco Correa.

Pedreira tiene previsto iniciar las declaraciones después de Semana Santa. La ronda de comparecencias se dividirán en tres bloques: uno formado por aquellos imputados que no han declarado ante Garzón, entre ellos los que se negaron a hacerlo al no tener competencia para ello; otro formado por los tres acusados encarcelados; y, un último grupo, en el que irían los imputados con acusaciones menores.

Por ahora, se desconoce si el instructor comenzará los interrogatorios con los diputados regionales o con los ex alcaldes madrileños que se negaron a prestar declaración ante Garzón, entre los que se encuentra Arturo González Panero (Boadilla del Monte), Jesús Sepúlveda (Pozuelo) y Ginés López (Arganda del Rey).

PASOS A SEGUIR

Entretanto, el magistrado está a la espera de recibir el informe que le solicitó a la Fiscalía Anticorrupción sobre la posible competencia del Tribunal Supremo para instruir la causa al estar involucrados imputados de dos autonomías, de Madrid y Valencia. En el caso de que el tribunal de Valencia aceptara su competencia, se producirá un choque de competencias, lo que podría hacer que el caso pasara al Supremo. Esta decisión la tendría que tomar el juez instructor del TSJM.

Según recordó el TSJM en su auto, el criterio del propio Tribunal Supremo (expresado en la sentencia dictada en 1996 contra la Mesa Nacional de HB) señala que cuando en una misma causa aparezcan como responsables personas aforadas de dos comunidades diferentes "corresponde a la Sala Segunda del Tribunal Supremo el conocimiento de la causa".

Por ello, el TSJM solicitó al Ministerio Público que diera su opinión sobre esta circunstancia particular, ya que finalmente puede que la causa termine siendo competencia del Tribunal Supremo.