El PSOE de Ferrol aprueba con IU y BNG unos presupuestos de 60,5 millones de euros y un endeudamiento del 53%

Incluye una partida de 350.000 euros para presupuestos participativos, que se elevará a 2 millones en 2010

FERROL, 14 (EUROPA PRESS)

El Partido Socialista, que gobierna en minoría en Ferrol encabezado por Vicente Irisarri, logró hoy el apoyo de sus ex socios de Esquerda Unida-Izquierda Unida y del BNG para sacar adelante en el pleno municipal extraordinario los presupuestos municipales de este año, que con 60,54 millones de euros y un endeudamiento del 53%, son los más elevados de la historia de la ciudad.

Los otros dos grupos de la corporación ferrolana --integrada por cinco partidos-- no apoyaron la memoria económica que el PSOE, con nueve de los 25 concejales, pactó en diciembre con el BNG --tres ediles-- y a finales de abril con IU --cuatro--. El PP --con siete concejales-- votó en contra e Independientes por Ferrol --con tres-- se abstuvo.

Los presupuestos municipales superan en 15 millones los de 2008, hasta sumar 65,3 millones, si se añaden las partidas de la empresa municipal de aguas, Emafesa. Recogen unas inversiones de 10,8 millones de euros, con un incremento del 350 por ciento. De forma concreta, Urbanismo se incrementa un 180 por ciento y Bienestar Social, un 21 por ciento, con la inclusión destacada de una partida de dos millones de euros para ayuda al hogar.

Son los primeros presupuestos municipales que recogen de forma específica la participación ciudadana, dado que los vecinos de Ferrol podrán decidir dónde y cuándo invierten 350.000 euros este año y hasta dos millones el próximo ejercicio. Este fue el punto intermedio que permitió el acuerdo entre PSOE e IU. Inicialmente, los socialistas proponían 100.000 euros y el grupo de Yolanda Díaz reclamaba un millón.

DEBATE SOBRE ENDEUDAMIENTO

Más allá de las cifras concretas, ya conocidas y valoradas con anterioridad, el debate plenario, que se prolongó durante casi tres horas y media, giró en torno al endeudamiento del Ayuntamiento de Ferrol. El PP acusó a los socialistas de llevar a la ciudad a la "bancarrota" y de incumplir los objetivos de estabilidad presupuestaria, al incorporar una deuda de 5,6 millones de euros. El portavoz 'popular', José Manuel Rey Varela, aseguró que aunque le llamen "antipatriota", el tiempo le "dará la razón".

Frente a estas acusaciones, el concejal de Hacienda, Ramón Veloso, --al que el alcalde, Vicente Irisarri, llego a calificar de un "Solbes" con menos kilos y menos años--, afirmó que el endeudamiento se situaba en el 53 por ciento, frente al límite legal del 110 por ciento. Resaltó que el porcentaje es inferior al 60 por ciento máximo que se había planteado inicialmente el gobierno local.

En este contexto, Veloso acusó al portavoz del PP, José Manuel Rey Varela, de "mentir", porque "mentir es gratuito", de "quedarse en el medio del renglón", de "falsear datos", al "confundir déficit" con capacidad y necesidad de endeudamiento para inversiones.

Desde las filas del Partido Popular, Rey Varela afirmó que "hay una fórmula para calcular el endeudamiento, recogida en la Ley de Haciendas Locales", con la que "no sale el 53 por ciento", aunque no concretó otra cifra alternativa. "Cómo me va a salir, es que el señor alcalde le comparó con Solbes, y se ha quedado corto, porque si Solbes fuese capaz de multiplicar inversiones por 350 por ciento en época de crisis, no dejaría de ser Vicepresidente Económico o Comisario Europeo", ironizó.

En la defensa de la "legalidad" de la memoria económica, el PSOE contó con el apoyo de IU y del BNG, que aunque criticaron algunos aspectos puntuales de los presupuestos, coincidieron en afirmar que "por responsabilidad", debían prestar su apoyo por el "bien de la ciudad".

La portavoz de IU, Yolanda Díaz, primera teniente de alcalde hasta la ruptura del pacto en octubre de 2008, resaltó que se trata de unos presupuestos "de vanguardia" y de "izquierdas por excelencia", al contemplar la participación ciudadana y el incremento en inversiones de bienestar social.

En todo caso, frente a las insinuaciones de otros partidos políticos de la corporación, aclaró que el apoyo puntual de su grupo no significará una vuelta al gobierno local y una reedición de la coalición anterior.