Juzgado de lo Penal de Toledo suspende juicio por la muerte de los caballos de Domecq hasta el 9 de junio

TOLEDO, 1 (EUROPA PRESS) El Juzgado de lo Penal número 2 de Toledo ha suspendido de nuevo el juicio contra los rejoneadores José Antonio C.A. y Manuel B., acusados de un delito de daños por la muerte seis caballos de la familia Domecq en junio de 2001, a la altura de Ocaña (Toledo), hasta el día 9 de junio. Ese es el segundo aplazamiento de la causa, cuya primera vista oral se celebró el 5 de noviembre de 2008, emitiéndose a finales de ese mismo mes un auto que declaraba extinguida la responsabilidad de uno de los acusados, debido a la prescripción del delito, también de daños, que se le imputaba. Así lo confirmaron a Europa Press fuentes judiciales que explicaron que esta nueva suspensión, aprobada a petición de todas las partes, responde al hecho de que unas escuchas telefónicas --derivadas de un juzgado de Villena (Alicante)-- llegaran el pasado lunes a Toledo, lo que no ha dejado tiempo para estudiarlas. Los hechos ocurrieron el 2 de junio de 2001, cuando los acusados, al parecer con el objetivo de eliminar la competencia que les hacía el rejoneador Sergio Galán, decidieron presuntamente acabar con los caballos de este, habiendo contratado para ello a otras personas que, al término de una corrida celebrada ese día en la plaza de Las Ventas de Madrid, confundieron los vehículos que transportaban a los animales de Galán con los de Luis y Antonio Domecq, que también participaron ese día en el espectáculo taurino. Cuando los vehículos que transportaban a los doce caballos de pura raza de los hermanos Domecq pararon para cenar en el término de Ocaña (Toledo), los sicarios aprovecharon para quemar a los caballos, seis de los cuales perecieron, mientras que los otros seis sufrieron graves quemaduras, resultando inservibles para la lidia. Según la investigación policial, los autores materiales de estos hechos fueron tres personas de nacionalidad colombiana que se hallan en paradero desconocido y que, presuntamente, habrían actuado por orden de los imputados.