Las Palmas de Gran Canaria dice que no quiere dar la "alarma" como Santa Cruz de Tenerife y apuesta por medidas sociales

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 14 (EUROPA PRESS)

El portavoz del Grupo de Gobierno del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Sebastián Franquis, ha afirmado hoy que el Consistorio no quiere dar una "alarma social", --después de que Santa Cruz de Tenerife declarase ayer la situación de emergencia social en el municipio debido a los efectos de la crisis económica actual--, y ha apostado por un paquete de medidas sociales para dar una respuesta "inmediata" en todos los sentidos, según puso hoy de manifiesto tras la Junta de Gobierno.

"No queremos dar alarma social porque no es una responsabilidad que nosotros deberíamos plantear. No sé a qué criterio responde lo que se ha planteado en Santa Cruz de Tenerife pero parece que responden más a criterios políticos. Nosotros lo que conocemos es el alcance de la crisis en nuestra ciudad y hemos querido adoptar medidas ahorrando, incrementando los presupuestos sociales y sentándonos con el Cabildo de Gran Canaria para coordinar recursos, priorizar políticas y dar respuesta de forma inmediata en todos los sentidos", dijo.

En este aspecto, esperó que durante las próximas semanas Las Palmas de Gran Canaria sea capaz de aportar medidas concretas y recursos para afrontar los distintos servicios que tiene el Ayuntamiento.

Franquis explicó que desde el Consistorio se es consciente de que hay que hacer un esfuerzo mayor y tener más capacidad de respuesta. Aquí, opinó que para llevar a cabo esta tarea el Cabildo grancanario es "fundamental". "Y cuando nos sentemos con el Cabildo --continuó--, la aportación del Gobierno de Canarias también tiene que ser fundamental, sin duda alguna".

De esta forma, durante la semana pasada se ha invitado a las dos instituciones a participar en estas medidas, una invitación que la Corporación insular ha aceptado, aunque el Gobierno de Canarias "no ha tenido la misma rapidez".

"Nos hubiera gustado tener alguna respuesta por parte del Gobierno de Canarias con la misma rapidez que ha tenido hoy respecto a lo que se anunció ayer en Santa Cruz de Tenerife. Ha habido una ausencia del Gobierno de Canarias a valorar una medida de la magnitud que hemos planteado en Las Palmas de Gran Canaria", explicó.

"EMERGENCIA SOCIAL EN SANTA CRUZ DE TENERIFE"

Por su parte, el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha declarado la situación de emergencia social en el municipio ante el "importante" aumento de la demanda de los servicios sociales como consecuencia de la crisis económica, lo que implicará, entre otras medidas, abonar las ayudas solicitadas de manera inmediata así como acortar los plazos.

El alcalde, Miguel Zerolo, señaló que con vistas a poder atender a las personas más necesitadas, el Ayuntamiento ha previsto un sistema de emergencia como los que se ponen en marcha ante una catástrofe natural, como por ejemplo, un terremoto o una riada. "De ahí que el pasado lunes se haya firmado el Decreto de Emergencia Social dada la delicada situación por la que pasan muchos ciudadanos de la capital", explicó.

Este sistema trae consigo una serie de consecuencias legales. En primer lugar, declara resueltas por silencio administrativo positivo todas las solicitudes de ayuda de subsistencia por alimentos, medicamentes, agua y luz cuya fecha de registro sea anterior al 10 de febrero de 2009.