Santa Cruz de Tenerife declara la situación de emergencia social como consecuencia de la crisis económica

Zerolo aclara que esta medida está "plenamente justificada" dado que Canarias vive el peor momento económico desde los años 50 del siglo pasado

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 13 (EUROPA PRESS)

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha declarado la situación de emergencia social en el municipio ante el "importante" aumento de la demanda de los servicios sociales como consecuencia de la crisis económica, lo que implicará, entre otras medidas, abonar las ayudas solicitadas de manera inmediata así como acortar los plazos, tal y como manifestó esta mañana ante los medios el alcalde de la capital tinerfeña, Miguel Zerolo, que estuvo acompañado por el concejal del Área de Cohesión y Bienestar Social, Ignacio González.

El alcalde señaló que con vistas a poder atender a las personas más necesitadas, el Ayuntamiento ha previsto un sistema de emergencia como los que se ponen en marcha ante una catástrofe natural, como por ejemplo, un terremoto o una riada. "De ahí que el pasado lunes se haya firmado el Decreto de Emergencia Social dada la delicada situación por la que pasan muchos ciudadanos de la capital", explicó.

Este sistema trae consigo una serie de consecuencias legales. En primer lugar, declara resueltas por silencio administrativo positivo todas las solicitudes de ayuda de subsistencia por alimentos, medicamentes, agua y luz cuya fecha de registro sea anterior al 10 de febrero de 2009.

En segundo lugar, todas las solicitudes de ayudas de subsistencia cuya fecha de registro sea posterior al 10 de febrero de 2009 se tramitarán por el procedimiento de urgencia y, en consecuencia, se reducirán a la mitad todos los plazos previstos en el procedimiento de concesión y abono. Además, por la Intervención de Fondos se aplicará a todas ellas el procedimiento de fiscalización previa limitada; y, por último, el libramiento de dichas ayudas tendrá preferencia absoluta en el Plan de Pagos de la Tesorería Municipal.

De igual manera, el alcalde ha decretado que la Concejalía de Economía y Hacienda disponga el inicio del procedimiento de habilitación de los créditos necesarios en el Presupuesto General del Ayuntamiento por si el disponible no fuese suficiente para atender lo acordado en esta iniciativa.

Por otro lado, la Concejalía Delegada de Recursos Humanos dispondrá lo necesario para reforzar las Unidades de Trabajo Social del municipio (UTS), de acuerdo con el Área de Cohesión y Bienestar Social; y se habilitarán los créditos necesarios en el Presupuesto del Ayuntamiento, incluso mediante la minoración de créditos en las partidas de los gastos voluntarios no comprometidos, para garantizar la prestación de servicios del Albergue Municipal ante el aumento de la demanda de los mismos, particularmente los de comedor y alojamiento.

"PLENAMENTE JUSTIFICADO"

El alcalde capitalino señaló que no hay constancia de que otros municipios hayan aplicado estas medidas, pero incidió en que dado que Canarias vive el peor momento económico desde la década de los años 50 del siglo pasado, la declaración de la situación de emergencia social está "plenamente justificada" y permite agilizar y mejorar el trabajo que viene desarrollando la Concejalía de Cohesión y Bienestar Social.

Por su parte, González precisó que con este sistema, que beneficiará a unas 1.000 personas, se dota a la Concejalía de un instrumento "urgente, abreviado en cuanto a los plazos y los requisitos, y ágil para resolver una situación de necesidad urgente que no puede esperar".

Finalmente, señaló que para esta medida hace falta el mecanismo de la Caja Única, por lo que a partir de ahora el Área de Asuntos Sociales contará con dos Cajas Únicas para el abono inmediato de las ayudas. Además, se intentará contar con los empresarios para crear un marco de colaboración en la financiación de proyectos sociales concretos.