Vascas.- Sémper destaca el "patrimonio de honradez" del PP vasco frente a la presunta trama de corrupción en el partido

Dice que el 1 de marzo los ciudadanos decidirán si siguen con la actual política o con otra centrada en lo que "les importa" SAN SEBASTIAN, 10 (EUROPA PRESS) El secretario general del PP en Guipuzcoa, Borja Sémper, defendió hoy, frente a la presunta trama de corrupción detectada en su partido, el "patrimonio de honradez, dedicación y esfuerzo" de los populares vascos al tiempo que pidió que "si hay algún chorizo" se vaya "a su casa". Además, afirmó que el próximo 1 de marzo la gente deberá decidir si quieren "seguir con este coñazo de política del País Vasco" o "cambiarla", para que se centre en lo que "realmente les importa". En una rueda de prensa en San Sebastián para presentar la campaña diseñada por los populares guipuzcoanos, como "complementaria" a la del presidente del PP vasco, Antonio Basagoiti, con el lema 'Hay solución. Tú decides', Sémper se mostró convencido de que la presunta trama de corrupción política que investiga el juez de la Audiencia Nacional, Baltasar Garzón, no afectará a la imagen de los populares vascos. El secretario general del PP en Guipuzcoa señaló que cuando se ejerce la actividad política "desde la honradez y la más absoluta convicción en unos ideales", y eso "nadie se lo niega a los miembros del PP vasco y de Gipuzkoa", se asiste "con preocupación y enfado" ante posibles casos de corrupción, y opinó que "si hay algún chorizo se tiene que ir a su casa". Además, aseguró que "el patrimonio de honradez, dedicación, esfuerzo y sacrificio" de los populares vascos conseguido "a lo largo de estos años de credibilidad entre los ciudadanos", logra que "la gente no dude de que el PP vasco en un partido de amplias convicciones, entre las que está inexcusablemente la honradez". Tras asegurar que los populares vascos ejercen la política "por convicción" en que "se puede transformar la sociedad y hacer las cosas diferentes", frente a 30 años de un Gobierno nacionalista, "plagado de casos de corrupción", que ha demostrado "como no se debe hacer política", abogó por "cambiar la forma de hacer política" para que los debates en el Parlamento vasco "no sean un verdadero coñazo que no importa a nadie", sino que "se centren en exclusiva en lo que importa a la gente", y para ello "hay que cambiar a quien gobierna". A su juicio, el 1 de marzo los ciudadanos deberán decidir si quiere "seguir con este coñazo de política del País Vasco" o "cambiarla", porque ya es hora de que los "debates interminables sobre infraestructuras, educación, sanidad o sobre el futuro se terminen", de que los políticos "se preocupen sólo de mirarse al ombligo" y de "tirarse los trastos a la cabeza" y se "tomen decisiones". CAMPAÑA En cuanto a la campaña electoral específica para Guipuzcoa, que va a dar "mucho que hablar", explicó que se centra "en los problemas reales de los guipuzcoanos", como los "atascos" en la A-8 y en la N-1, y gira en torno a cuatro pilares: "la falta de libertad, la necesidad de unas infraestructuras modernas y eficaces, la discriminación lingüística y la crisis económica". Según indicó, mediante "elementos de comunicación política nuevos y originales", a través de música, cuñas de radio, 'spots' de televisión, o 'merchandising' como "balones o un kit de soluciones", el PP de Gipuzkoa buscará trasladar a la ciudadanía "un mensaje positivo y de optimismo", porque "a pesar de las preocupaciones" el territorio histórico "también tiene solución". De esta forma, explicó que el eslogan 'Hay solución' acompañado de un corazón azul, que "identifica y une a todos, un mensaje universal", se ha logrado un diseño de campaña "diferente" que "rompe los esquemas tradicionales de comunicación política" y huye "de convencionalismos" tanto en los mensajes y en el diseño como en los actos que se van a desarrollar hasta el próximo 1 de marzo. "El PP quiere singularizarse con respecto al resto de partidos a la hora de comunicar sus propuestas" y atraer a la gente joven "la más escéptica y cansada de la política" y aquellas personas "desencantadas de la política", que "no se conforman con lo que hay" y que "creen que hay otra forma de hacer política, al margen de su ideología". El secretario general del PP de Guipuzcoa señaló que, mediante esta campaña, su partido pretende que la sociedad sepa que a los populares no les "importan las siglas políticas", sino "la gente" y por ello apela a aquellos que "sin tener una adscripción política concreta, sin militar en ningún partido, sin votar siempre al mismo cree que las cosas se pueden hacer de otra manera", con el "reto" de "conseguir que la gente vuelva a creer en la política".