Amics de La Rambla de Barcelona piden luz y regular la prostitución para mejorar su imagen

CiU y PP reclaman actuar para devolver el paseo a los barceloneses

BARCELONA, 30 (EUROPA PRESS)

La Associació d'Amics, Veïns i Comerciants de La Rambla de Barcelona explicaron hoy que han solicitado al Ayuntamiento más luz como medida disuasoria de las últimas actividades delictivas que han aumentado con la crisis, según constata la entidad, que también instó a los grupos municipales a debatir para regular la prostitución, que ve como un problema social.

Según informó hoy la entidad, la demanda de más seguridad, que también se concreta con pedir más recursos tecnológicos y humanos, la formuló ayer en una reunión con la concejal de Prevención, Seguridad y Movilidad, Assumpta Escarp. Además, le pidió agilizar la actividad de la mesa técnica para reordenar el paseo. Las solicitudes también las ha recibido personalmente la concejal de Ciutat Vella, Itzíar González.

La asociación se mostró confiada en que los delitos "se pueden controlar" a partir del trabajo que realizan con administraciones y responsables de seguridad ciudadana, como ya hicieron a finales de los 70 y principios de los 80, cuando se vivió una situación similar provocada por una crisis que ahora "se ve agravada por una nueva realidad social".

Pese al aumento de los delitos, la entidad aseguró que firmas internacionales de prestigio y hoteles de cinco estrellas "no se cuestionan en ningún caso dejar La Rambla, que sigue siendo un atractivo importante para esto tipo de negocios". Añadió que dos hoteles "de nivel" están en fase de construcción en el paseo.

HEREU: SE TRABAJA "MUY SERIAMENTE"

El alcalde, el socialista Jordi Hereu, afirmó hoy que el Ayuntamiento trabaja "muy seriamente" con los agentes institucionales, sociales y los vecinos vinculados al paseo "para dar la fuerza que ya tiene en estos momentos" al que es "un gran activo de Barcelona", según defendió al preguntársele en una visita a la Ronda General Mitre.

Hereu lo dijo en respuesta a Xavier Trias (CiU), a quien avisó de que "él sabrá lo que hace" después de que precisamente hoy el líder de la federación reclamara "autoridad" al Gobierno municipal para evitar la "degradación constante" de La Rambla y recuperarla para la ciudadanía, después de muchos años en que el Ayuntamiento "ha dimitido de su papel de autoridad".

Alberto Fernández Díaz (PP) también pidió, en un comunicado, un plan de actuación "que devuelva el paseo a los barceloneses". Según el dirigente popular, "La Rambla no debe ser sólo de Barcelona, sino también de los barceloneses, y no de turistas, conflicto, marginación e inseguridad".

Propuso trabajar para encontrar "un punto de vista más tradicional" que tenga en cuenta la calidad de sus comercios y su gran oferta teatral. Apostó por recuperar el Teatre Principal para convertir el paseo en un eje dinamizador con los teatros del Liceu, Poliorama y Capitol, y rechazó unificar a los vendedores de pájaros en una sola parada como estudia el Consistorio para que se adecuen a las normativas de protección de animales.

El líder del PP concluyó que debe mejorar la seguridad de La Rambla con más Guardia Urbana patrullando, los servicios de mantenimiento y limpieza y que se apoye a todos los emprendedores que quieran invertir en ella.