De la Vega: "Nadie mejor que Chaves podrá cambiar el modelo autonómico"

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, defendió hoy que "nadie mejor" que el vicepresidente tercero y ministro de Política Territorial, Manuel Chaves, podrá acabar "de una vez por todas" con un modelo de Estado autonómico que, aunque ha funcionado "muy bien, ha sido "más reivindicativo que cooperativo".

Así lo puso de manifiesto De la Vega durante su participación en los desayunos informativos de Europa Press, patrocinados por Banif, Telefónica, Thomson Reuters y Fomento de Construcciones y Contratas (FCC), y al que acudieron, entre otras personalidades, nueve ministros del Gobierno: la vicepresidenta segunda, Elena Salgado; el ministro de Justicia, Francisco Caamaño; el de Educación, Angel Gabilondo; el de Industria, Miguel Sebastián; la de Vivienda, Beatriz Corredor; la de Igualdad, Bibiana Aído; la de Cultura, Angeles González-Sinde; la de Sanidad y Política Social, Trinidad Jiménez y la de Ciencia y Tecnología, Garmendia.

La 'número dos' del Ejecutivo rechazó que la decisión del presidente José Luis Rodríguez Zapatero de incluir a Chaves en su remodelación del Gobierno persiga iniciar la renovación del PSOE andaluz. "Si se produce un cambio en Andalucía, pues estupendo, pero eso lo tienen que decidir los andaluces", se limitó a contestar en este sentido

No obstante, recalcó que su incorporación al Gabinete de Ministros responde a la necesidad de contar "en estos momentos tan cruciales" con una persona de "la valía y trayectoria" de Chaves, quien se encargará a partir de ahora de impulsar la cooperación y la participación de todas las comunidades autónomas en la toma de decisiones para hacer frente a la actual crisis por la que atraviesa el país.

INICIAR LA SEGUNDA FASE AUTONÓMICA.

"Nadie mejor que él, que tiene una acreditada experiencia política en los gobiernos de España y en las comunidades autónomas, puede aportar lo que es tan necesario: pasar de una vez por todas en España de un modelo de Estado --el de las Autonomías-- que ha funcionado muy bien pero que ha sido más reivindicativo que cooperativo", subrayó.

A su juicio, es hora de acabar con esa cultura de "permanente confrontación y reivindicación" entre los gobiernos autonómicos, "que ha de tener su espacio en los parlamentos" regionales, y "reconducir" el actual modelo hacia uno más cooperativo.

Se trata, según comentó De la Vega, de que el vicepresidente tercero y ex presidente andaluz comience a desarrollar lo que denominó "la segunda fase" del Estado de las Autonomías con todos los estatutos de la segunda generación que se han puesto en marcha.

La ministra de la Presidencia incidió en que esa labor requiere "el conocimiento y la experiencia" que posee Chaves. "No había persona mejor para llevar a cabo ese trabajo, y estoy absolutamente convencida de que lo va a hacer muy bien y va a prestar un servicio a este país del que estamos necesitados", sostuvo.

A RAJOY LE GUSTARÍA TENER A SALGADO EN SUS FILAS

De la Vega también puso en valor la "trayectoria profesional y la experiencia política y de gestión" de la recién elegida vicepresidenta segunda y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, frente a las críticas vertidas ayer por el presidente del PP, Mariano Rajoy, quien comparó su trayectoria económica con "una página en blanco".

Tras dejar claro que "cuesta muy poco" defender a Salgado de las críticas del principal partido de la oposición --"porque ella sola sabe defenderse sola", bromeó--, se mostró segura de que la ministra conseguirá recuperar la confianza de la economía de este país.

"¡Ya quisiera tener (Rajoy) en sus filas a una persona tan capaz, tan valiosa, tan brillante, con tanto tesón y y compromiso como la vicepresidenta económica!", enfatizó De la Vega, lo que cosechó los aplausos de los asistentes.

Durante su discurso inicial, De la Vega se refirió a los cambios introducidos en el Ejecutivo justo antes de la Semana Santa y los justificó apelando a la necesidad de dar "un nuevo impulso" a un un proyecto "ambicioso" como el que persigue Zapatero. "Una renovación de Gobierno para responder a un mundo renovado; un Gobierno reforzado para reforzar la promesa de una España, mejor, más justa y más avanzada ", resumió.

SE SIENTE REFORZADA

En este punto, a la ministra de la Presidencia se le preguntó si se sentía reforzada o debilitada con la remodelación efectuada en el Ejecutivo. A este respecto, respondió que se siente "reforzada" por Zapatero, pero, sobre todo, "muy bien acompañada y muy querida" por todo el Gobierno.

"¿A pesar de que a veces les regaña?, se le replicó en alusión a la supuesta bronca que dirigió a los secretarios de Estado y subsecretarios recientemente por su presunta parálisis ante la crisis. "Ésa es una fama completamente inmerecida", se defendió.

A De la Vega también se la interrogó sobre el nombramiento del hasta ahora secretario general del Grupo Socialista en el Congreso, Ramón Jáuregui, como 'número dos' en la lista del PSOE para las europeas.

Al respecto, negó que haya un enfado con Zapatero detrás de esta decisión destacando que Jáuregui está "muy contento" de participar en el proyecto europeo en un momento "tan crucial" para Europa y al que el Gobierno y el partido dan "la máxima atención".

LA IMPORTANCIA DE EUROPA

Tras deshacerse en elogios hacia Jáuregui, de quien destacó su enorme experiencia parlamentaria, la vicepresidenta primera del Gobierno defendió que su elección responde únicamente a la necesidad de "reforzar" la lista de los socialistas a la Eurocámara.

Preguntada sobre si el Gobierno teme recibir un voto de castigo el próximo 7 de junio, De la Vega soslayó la cuestión respondiendo que "cada vez más" los ciudadanos saben bien "qué es lo que están votando". "Y --añadió-- en las últimas semanas han podido ver la importancia que ha adquirido Europa".

En cualquier caso, De la Vega dejó claro que desde el Ejecutivo van a trabajar para que los españoles sepan cuál es la Europa que se defiende y la importancia que tiene participar de esos comicios que decidirá el Parlamento comunitario para los próximos cinco años.

Por último, la vicepresidenta primera del Gobierno también dio cuenta del escenario de apoyos parlamentarios que se abrió a raíz de las elecciones gallegas y vascas celebradas el pasado pasado 1 de marzo.

De la Vega restó importancia a la falta de los votos del PNV y del BNG y aseguró que desde el Grupo Socialista se continuará trabajando por buscar "el máximo consenso posible" con todas las fuerzas políticas, incluido el PP, con el que apuntó que no cejarán en el intento de que se unan al acuerdo sobre las cuestiones estrictamente económicas.