El ex líder del PSC de Lleida Pere Ayguadé busca apoyos para la 'Casa Gran' de Mas

LLEIDA, 10 (EUROPA PRESS)

El ex primer secretario del PSC de Lleida Pere Ayguadé, que dejó el partido hace 20 años, ya busca apoyos para el proyecto la 'Casa Gran del Catalanisme', impulsado por el líder de CDC, Artur Mas.

En una entrevista de Europa Press, dijo que no es "ni siquiera simpatizante" de CDC y diferenció entre este partido y Mas. Según Ayguadé, el líder convergente está reuniendo "con humildad" a gente con la que presentar un proyecto de futuro para todos, incluidos "los nuevos catalanes".

Días después de que el diputado de CiU en el Parlament Francesc Homs hiciera público su acercamiento al proyecto, Ayguadé, que no ha militado en ningún partido en estos 20 años y que apoyó las plataformas pro Pasqual Maragall, dijo que el trabajo de Fem Via y Ciutadans pel Canvi no se ha traducido en los beneficios para la sociedad que se pretendían y no sirvió para la presidencia del ex alcalde de Barcelona, "sino para que fuera presidente José Montilla".

Para empezar a trabajar para la 'Casa Gran', Ayguadé ya ha convocado reuniones. En la primera, planteó a siete empresarios y dos sindicalistas si contratarían a Montilla, y todos aseguraron que no. A los empresarios les preguntó si lo contratarían como gerente, jefe de ventas o director de marketing o de producción, y a los sindicalistas, si lo votarían como presidente de un comité de empresa.

"Si no lo contrataríamos para nuestras empresas, ¿cómo es posible que aceptemos con indiferencia tenerlo de gerente, jefe de ventas, marketing, y producción del país?", dijo.

Según él, a la crisis económica se suma una de valores de personas y de ideas, por lo que defiendió dignificar la filosofía del trabajo, "con nuevos valores o con valores de siempre".

Sobre la imagen de Catalunya en España, cree que "nunca ha habido una imagen tan malísima de los catalanes, hablen catalán o castellano".

Ante esta situación, Ayguadé recordó que Mas ha ganado elecciones y tiene experiencia en la empresa privada, en el Gobierno y en la oposición, resistiendo ataques de todo tipo. "Ha pasado una prueba de fuego que lo coloca en una posición de liderazgo", afirmó.

Su colaboración con Mas se limita a las elecciones catalanas, según Ayguadé, que lamentó las vinculaciones que "algunas personas" han hecho entre su apoyo a la 'Casa Gran' y el hecho de ser cuñado del alcalde de Lleida: "Está sobradamente demostrada la buena gestión de Àngel Ros en Lleida, una persona que, además de mi cuñado, es amigo y entiende mi postura porque es profundamente demócrata".