El Gobierno y las CCAA trabajarán por un pacto que sirva para mejorar la educación

  • Madrid, 19 may (EFE).- El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, ha anunciado hoy que los consejeros autonómicos han apoyado su propuesta de trabajar por un pacto basado en el acuerdo social y político para mejorar el sistema educativo y ponerlo en el centro de la política social.

El Gobierno y las CCAA trabajarán por un pacto que sirva para mejorar la educación

El Gobierno y las CCAA trabajarán por un pacto que sirva para mejorar la educación

Madrid, 19 may (EFE).- El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, ha anunciado hoy que los consejeros autonómicos han apoyado su propuesta de trabajar por un pacto basado en el acuerdo social y político para mejorar el sistema educativo y ponerlo en el centro de la política social.

Durante tres horas, Gabilondo se ha reunido por vez primera simultáneamente con todos los responsables autonómicos de educación, en la conferencia sectorial, con los que ha tratado problemas como el fracaso y el abandono escolar prematuro y la modernización tecnológica de la escuela.

En rueda de prensa posterior, el ministro ha señalado que el fracaso y el abandono son un "drama" y un problema "serio", por lo que ha apuntado hacia una análisis a fondo de la articulación y flexibilidad del sistema educativo.

Ha insistido en que la educación es determinante si se quiere hacer un esfuerzo hacia un nuevo modelo social y productivo.

Gabilondo espera que la sociedad y las fuerzas parlamentarias estén de acuerdo con que la educación es prioritaria cuando se elaboren los presupuestos generales del Estado.

El ministro ha matizado que el pacto no es un fin en sí mismo, sino que hay que darle contenido para que sea un medio en la mejora y transformación educativas.

Consenso, ha precisado, no es sinónimo de uniformidad, ya que cada comunidad tiene sus propios puntos de vista, sino de voluntad de acometer juntos los problemas.

Ha repasado otras cuestiones prioritarias como la educación infantil gratuita, la FP, el Espacio Europeo de Educación Superior y la Universidad del futuro, una formación de calidad para un empleo de calidad, la dimensión social de la educación o los canales de participación de los alumnos, asuntos que también tratará con los grupos parlamentarios, agentes sociales, familias y estudiantes.

El Gobierno y las CCAA han decidido también estudiar conjuntamente el estado de implantación de las tecnologías de comunicación y la información (TIC) aplicadas a la educación en cada una de ellas y sus necesidades con vistas a acordar un plan entre todas las partes.

"No se trata de una relación entre el Gobierno, sin más, con las comunidades, sino de un acuerdo de corresponsabilidad en la Comisión General de Educación, donde adoptaremos un plan compartido y aprobado por todos para que se distribuyan los recursos en atención a las necesidades, pero tendremos en cuenta los esfuerzos que cada uno ha hecho", ha explicado Gabilondo.

La próxima semana se reunirán los coordinadores de TIC de todas las CCAA para elaborar un informe sobre estas cuestiones, entre ellas las necesidades de formación, que se remitirá a la Comisión General para poder poner en marcha el proyecto Escuela 2.0, que impulsa el Gobierno, y decidir sobre su financiación.

Ha recordado Gabilondo que el presidente del Gobierno anunció que sería una cuestión coordinada y "cofinanciada" con las comunidades, y ha reiterado que el Gobierno está "en condiciones y en la obligación para procurar que ese plan se lleve a cabo".

Este plan, ha matizado el ministro, no pretende sustituir o eliminar los esfuerzos que ya han emprendido las comunidades, sino impulsar, apoyar y favorecer lo que ya se ha hecho.

Igualmente, ha señalado que los ordenadores que se distribuirán entre los alumnos de la educación obligatoria a partir de septiembre próximo, empezando por los de quinto de primaria, no supondrán la eliminación de materiales habituales como libros de texto, cuadernos, calculadoras y bolígrafos.

El ministro ha insistido en que la entrega de ordenadores es una parte de un programa amplio de TIC, así que pierde sentido si se considera de forma aislada.

Ha reconocido también que sólo los ordenadores no van a ser la solución para todos los problemas de la educación española.

Entre otros consejeros, Alejandro Font de Mora, de la Comunidad Valenciana, ha calificado de "inconcreta" la iniciativa del Gobierno para que cada alumno tenga su ordenador portátil y ha considerado que el Ministerio "está lejos" de saber cómo incardinar esa propuesta en el sistema educativo de las comunidades autónomas.

A su vez, María Ángeles García, de Castilla-La Mancha, ha apostado por el pacto por la educación y por mejorar la digitalización y el acceso a las nuevas tecnologías en las escuelas.