El PP exige que no haya adjudicaciones para mantener la cordialidad en el traspaso

  • Santiago de Compostela, 5 abr (EFE).- El PP ha condicionado hoy el mantenimiento de la cordialidad en el traspaso de poderes al nuevo Gobierno a que la Xunta en funciones se abstenga de licitar o adjudicar más obras hasta que se produzca el relevo.

El PP exige que no haya adjudicaciones para mantener la cordialidad en el traspaso

El PP exige que no haya adjudicaciones para mantener la cordialidad en el traspaso

Santiago de Compostela, 5 abr (EFE).- El PP ha condicionado hoy el mantenimiento de la cordialidad en el traspaso de poderes al nuevo Gobierno a que la Xunta en funciones se abstenga de licitar o adjudicar más obras hasta que se produzca el relevo.

El presidente gallego en funciones, Emilio Pérez Touriño, y el que será su sucesor, Alberto Núñez Feijóo, aparcaron hace dos días las abiertas discrepancias que han mantenido en los últimos años, en su primer contacto para el relevo en la Xunta, que ambos llegaron a calificar de "cordial" y "constructivo".

El diputado popular Agustín Hernández, designado por el líder popular, Alberto Núñez Feijóo, como uno de los dos comisionados para el traspaso, junto con el diputado Pedro Puy, informa hoy de que en la próxima reunión para el traspaso, el martes, solicitarán al Gobierno en funciones que, "con el objetivo de continuar con la cordialidad", no licite ni adjudique más obras o actuaciones.

En nota de prensa, Hernández apunta que aunque no comprende la actitud del Gobierno en funciones, que ha puesto en marcha, dice, adjudicaciones por valor de más de 250 millones de euros por la Consellería de Política Territorial, Medio Ambienet, Vivienda y Vicepresidencia, ante el comienzo de las conversaciones espera que termine "la posibilidad de comprometer las actuaciones del futuro Gobierno".

A juicio del PP, ya que esta semana el Gobierno en funciones ha de entregar la documentación de presupuestos o personal reclamada por los populares, "no sería razonable" que el Ejecutivo en funciones hiciese alguna adjudicación o licitación que pudiese suponer "compromisos futuros que, aunque fuese a tomar el nuevo Gobierno, no debería ser tomado en la actualidad".

Para seguir mostrando las "buenas intenciones de Gobierno saliente y entrante, no tendría sentido" que las consellerías recurriesen a adjudicar más obras o licitaciones, en el caso de la de Sanidad.

La nota recuerda que la Mesa del Parlamento gallego anunció el pasado viernes que el jueves 16 de abril se celebrará el debate de investidura, por lo que en menos de un mes Galicia contará con nuevo presidente y Gobierno, "que no debería estar condicionado por las actuaciones" de un Ejecutivo en funciones.

Finalmente, Hernández recuerda también que la pasada semana comenzaron reuniones de trabajo para el traspaso determinadas por Núñez Feijóo y el presidente en funciones, Emilio Pérez Touriño, que se reanudarán el próximo martes, 7 de abril.