Estatuto C-LM.- El PSOE valenciano rechazará las enmiendas de PP y PSOE y recurrirá al TC si se aprueba

Alarte lamenta que Camps no lo llamara ayer para consensuar "una posición unitaria en defensa de los intereses de los valencianos" VALENCIA, 11 (EUROPA PRESS) El secretario general del PSPV, Jorge Alarte, mostró hoy el rechazo de los socialistas valencianos a las enmiendas presentadas por el PSOE y el PP en el Congreso de los Diputados al Estatuto de Castilla-La Mancha en relación con el trasvase Tajo-Segura porque, "tanto unas como otras, abordan tres cuestiones inaceptables": la referencia a 2015 como fecha de caducidad; la reserva hídrica de 600 hectómetros cúbicos previa a la llegada de agua a la Comunitat; y cualquier mención a "reducción progresiva o paulatina, o llegada transitoria" que suponga que la norma "establezca, mediante Ley Orgánica, la eliminación, en cualquier término, del trasvase" y anunció que recurrirán al Tribunal Constitucional si se aprueba. Así, en caso de que el Congreso aprobara el texto con alguno de esos supuestos, "la ejecutiva nacional del PSPV dará instrucciones a sus parlamentarios para que soliciten la convocatoria inmediata de las Corts para presentar un recurso de inconstitucionalidad contra el Estatuto", según aseguró Alarte durante la rueda de prensa que ofreció para informar sobre la posición "firme, contundente y clara" de la formación que dirige respecto a las enmiendas presentadas al proyecto de Estatuto de Castilla-La Mancha referentes al trasvase Tajo-Segura y de la que --añadió-- ya informó a la dirección de su partido porque es una postura "sin retorno". De esta forma, explicó que rechazan la referencia a 2015 como fecha de caducidad porque considera que "las transferencias hídricas y gestión del agua entre territorios es una competencia estatal", por lo que esta fecha supone "un símbolo inaceptable de unos territorios sobre otros". Por otro lado, señaló que las capacidades del trasvase y la ampliación del caudal de reserva a 600 hectómetros cúbicos "vaciaría de contenido material real el trasvase" y rechazó las menciones, en cualquier forma, a una posible eliminación del trasvase. Una norma autonómica en estos términos, supondría, para Alarte, romper el "gran pacto del agua" alcanzado por el PSOE hace cuatro años en el que --recordó-- se defendía el mantenimiento del Tajo-Segura, se establecía una política de desalinización y reutilización del agua y se ponía en marcha el programa AGUA. Por ello, aseveró que no se moverán "ni un centímetro" en su postura y destacó que ha contactado con la secretaria de organización del PSOE, Leire Pajín, para que convoque a la Ejecutiva Nacional con el fin de emitir una posición formal al respecto. Asimismo, el viernes se reunirá en Elche con los regantes de Alicante, con el fin de trasladarles la postura de su partido, y, además, el sábado convocará a los diputados y senadores del PSOE por la Comunitat Valenciana para "analizar y reflexionar sobre las enmiendas y nuestra posición en su tramitación", con el fin de que defiendan en las comisiones del Congreso la "necesidad imperiosa" de que se modifiquen "todas y cada una de las alusiones --a las que son contrarios-- en las enmiendas" . Finalmente, manifestó que si el congreso de los Diputados aprueba en forma de Ley Orgánica la carta magna manchega con alguno de las tres cuestiones que rechazan, la Ejecutiva Nacional del PSPV dará instrucciones a sus diputados en las Corts para presentar un recurso de inconstitucionalidad contra el Estatuto de autonomía de Castilla-La Mancha", porque --añadió-- el agua "no puede ser elemento de enfrentamiento entre los territorios" sino "una cuestión de Estado al servicio del interés público y de los ciudadanos". POSICIÓN UNITARIA Por otro lado, lamentó la "falta de acción del presidente de la Generalitat, Francisco Camps" puesto que "ayer estuve esperando su llamada hasta las dos de la mañana para tener una posición unitaria en defensa de los intereses de los valencianos", ya que el trasvase Tajo-Segura le parece "un tema de gran importancia" y que trató durante la reunión que mantuvieron el pasado mes de enero. No obstante, supuso que Camps rechazará las "enmiendas que el PP ha presentado y que la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha impuesto". En cuanto a la reprobación a la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que hoy se debate en el pleno de las Corts, lo calificó como un "espectáculo lamentable" en la "excusa que el PP ha buscado en su acción propagandística permanente". Así, explicó que, por el contenido de las enmiendas, "también se podría reprobar perfectamente a De Cospedal" aunque, a su juicio, es una iniciativa "antidemocrática" porque "a un Parlamento no le corresponde reprobar la gestión de un Gobierno que ni siquiera es miembro de esta Cámara". Respecto a su posición con De la Vega, aseguró que la decidirá "el día de antes de la aprobación del Estatuto en el Congreso, porque aún le queda camino, todavía está en fase de comisión".