Financiación.- PSOE-A cree que nacionalismo catalán ha incrementado su discurso por su inconformidad con deuda histórica

Pizarro pide a Arenas que no sea un "liante" y pretenda vincular la 'deuda histórica' con el nuevo modelo de financiación autonómica SEVILLA, 23 (EUROPA PRESS) El vicesecretario general del PSOE-A, Luis Pizarro, aseguró hoy que el acuerdo entre el Gobierno de la Nación y la Junta de Andalucía sobre la cuantificación en 1.204,41 millones de la Disposición Adicional Segunda del Estatuto de Autonomía, llamada 'deuda histórica', "no le ha caído bien a determinados sectores del nacionalismo catalán", lo que, a su juicio, ha motivado que éstos "incrementen su discurso" en la negociación del nuevo modelo de financiación autonómica. En rueda de prensa, Pizarro afirmó que el acuerdo en materia de 'deuda histórica' suponía dar cumplimiento al Estatuto de Autonomía de Andalucía y añadió que dicho texto estatutario fue votado por todos los diputados catalanes en el Congreso. "No ha habido ningún tipo de privilegio del Gobierno central hacia Andalucía, ni tampoco un agravio contra Cataluña, ni contra ninguna comunidad autónoma", agregó. En esta línea, el dirigente socialista manifestó que si por la posición de Cataluña de demandar más recursos en el nuevo modelo de financiación, el Estado decide poner más recursos sobre la mesa, "ese dinero deberá ser repartido de manera equitativa entre todas las comunidades". Pizarro aseguró que Andalucía no apoyará ningún sistema de financiación que suponga privilegios de ningún territorio frente a otro, ya que, según apuntó, "creemos en un sistema basado en la solidaridad entre comunidades y en la igualdad de los ciudadanos, vivan donde vivan". Asimismo, Pizarro insistió en que el Gobierno andaluz rechazará un sistema que vaya en contra de los intereses de Andalucía y recordó que la Administración andaluza ya se opuso a dos modelos de financiación, uno elaborado por el Gobierno de Felipe González y otro por el de José María Aznar. "Si vemos que el nuevo modelo es perjudicial para Andalucía, también diríamos no al Gobierno de Zapatero diríamos", apostilló el socialista. Por otro lado, el vicesecretario general del PSOE-A demandó al presidente del PP-A, Javier Arenas, que no falsee la realidad y que no sea un "liante" al pretender confundir a la opinión pública al vincular la cuantificación de la 'deuda histórica' con el nuevo modelo de financiación autonómica, ya que, según apuntó, "nada tienen que ver, siendo asuntos completamente distintos". En concreto, Pizarro señaló que la "irresponsabilidad" de Arenas podría debilitar a Andalucía en la negociación del sistema de financiación autonómica al entender otras comunidades que Andalucía ya ha cobrado por esta materia, "cuando no hemos recibido ni un euro". Para el dirigente socialista, el presidente del PP-A utiliza este debate porque "puede debilitar la posición de Andalucía". Por último, el socialista insistió en que el acuerdo en materia de financiación autonómica tiene que ser "multilateral" y que una vez que se pacten los criterios y los parámetros de la cuantificación "habrá un único modelo para las 15 comunidades". Si bien, consideró dentro de la "normalidad" que las negociaciones tengan sus momentos "altos y bajos" y que los presidentes defiendan "lo mejor" para sus comunidades.