La Comunidad expedienta a la pareja de Maru Menéndez por su actividad privada

  • Madrid, 25 may (EFE).- La Comunidad de Madrid ha anunciado que va a abrir un expediente informativo a Félix Palomo, empleado público y pareja de la portavoz del PSOE en la Asamblea, Maru Menéndez, por una posible falta "muy grave" que habría cometido al "no dar cuenta de su actividad privada en la comercialización de viviendas de protección".

Madrid, 25 may (EFE).- La Comunidad de Madrid ha anunciado que va a abrir un expediente informativo a Félix Palomo, empleado público y pareja de la portavoz del PSOE en la Asamblea, Maru Menéndez, por una posible falta "muy grave" que habría cometido al "no dar cuenta de su actividad privada en la comercialización de viviendas de protección".

Según el Gobierno de la Comunidad, Félix Palomo es "sindicalista liberado" de la Dirección General de Juventud y "se enfrenta a posibles sanciones que podrían llegar hasta el despido" por "haber desarrollado, presuntamente, una actividad económica particular sin haber solicitado una autorización de compatibilidad con su cargo".

La Administración autonómica considera que "de las informaciones aparecidas recientemente se podría deducir que Palomo ejercía de apoderado en varias sociedades que se dedicaban a comercializar viviendas de protección pública, cuestión ésta para la que jamás solicitó autorización en la Comunidad".

Según publicó La Razón el pasado 21 de mayo, Félix Palomo, también miembro de UGT, es apoderado de una de las promotoras de viviendas del sindicato en una cooperativa -Dehesa del Ensanche de Vallecas- sobre la que 53 vecinos han denunciado irregularidades, tales como "incrementos o sobreprecios en los precios totales de las viviendas muy superiores a los máximos legales establecidos".

El Convenio Colectivo al que está sometido la pareja de Maru Menéndez como personal laboral de la Comunidad de Madrid tipifica como "muy grave" el hecho de no notificar el desempeño de una actividad privada y no solicitar una autorización de compatibilidad con su puesto de trabajo.

Este tipo de falta lleva aparejadas sanciones que van desde la suspensión de empleo y sueldo entre seis días y tres meses hasta el despido.

Además, el Gobierno madrileño considera que Palomo podría haber incurrido también en una "falta de conflicto de intereses, ya que en la Dirección General estaba destinado a la coordinación del Plan de Vivienda Joven, materia a la que también se podría haber dedicado durante su actividad privada no notificada".

La Comunidad nombrará ahora un instructor del caso, que tendrá que incoar expediente, recoger toda la información relativa a este asunto, elaborar un pliego de cargos y elevar una propuesta de resolución final, según ha informado.

Este expediente va paralelo a otro abierto por la Dirección General de Vivienda y Rehabilitación para determinar si algunas sociedades, entre cuyos máximos responsables está también Félix Palomo, han cometido alguna irregularidad relacionada con la cooperativa Dehesa del Ensanche de Vallecas.

En este caso, las infracciones muy graves conllevan una sanción de entre 6.000 y 60.000 euros por vivienda, más la devolución de las cantidades percibidas como sobreprecio.

Según los cálculos de la Comunidad, al tratarse de 53 viviendas o familias afectadas por los sobreprecios, supondría una sanción total de hasta 3.180.000 de euros más devolución de las cantidades cobradas como sobreprecio.