De Laiglesia defiende una política hacia Iberoamérica de "respeto y consenso"

  • Madrid, 20 abr (EFE).- El nuevo secretario de Estado para Iberoamérica, Juan Pablo de Laiglesia, ha defendido hoy una relación con Iberoamérica basada en el "respeto" y en el "consenso", y en la que se tenga en cuenta la "sensibilidad" de todos los países de la región.

De Laiglesia defiende una política hacia Iberoamérica de "respeto y consenso"

De Laiglesia defiende una política hacia Iberoamérica de "respeto y consenso"

Madrid, 20 abr (EFE).- El nuevo secretario de Estado para Iberoamérica, Juan Pablo de Laiglesia, ha defendido hoy una relación con Iberoamérica basada en el "respeto" y en el "consenso", y en la que se tenga en cuenta la "sensibilidad" de todos los países de la región.

De Laiglesia ha abogado por "una política no sólo para América Latina, sino con los países latinoamericanos", en la toma de posesión de su cargo, en el que releva a la nueva ministra de Sanidad y Políticas Sociales, Trinidad Jiménez.

Al acto, celebrado en el Palacio de Santa Cruz, han asistido la propia Jiménez; el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos; la secretaria de Organización del PSOE y ex secretaria de Estado de Cooperación Internacional, Leire Pajín, y el secretario general iberoamericano, Enrique Iglesias, entre otros.

Laiglesia, quien ha dirigido la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) desde 2004, ha agradecido a Moratinos la confianza puesta en él para llevar las riendas de la política con Iberoamérica después de 35 años de carrera diplomática.

Para el nuevo secretario de Estado, este cometido debe acometerse desde el "respeto" y los "valores", y mostrando "sensibilidad" hacia toda la comunidad iberoamericana.

"Una política que se haga con los ciudadanos y no sólo para América Latina, sino con los países latinoamericanos", ha dicho De Laiglesia después de prometer su cargo.

De Laiglesia, nacido en Madrid hace 60 años, ha destacado los "cimientos muy sólidos" que deja Trinidad Jiménez después de casi tres años al frente de la Secretaría de Estado que ella misma inauguró.

Moratinos ha comenzado su intervención agradeciendo a Jiménez su dedicación por haber contribuido a que España tenga unas "relaciones políticas excelentes" con todos los países latinoamericanos, "respetando y haciéndonos respetar".

A juicio del ministro, Laigleisa es la persona "adecuada" para relevar a Jiménez por su dilatada experiencia iberoamericana y su "seriedad profesional".

Ha confiado, en tono de humor, en que esta toma de posesión sea la última que haya en su departamento antes de la presidencia española de la UE en el primer trimestre de 2010 después de todos los cambios habidos desde el comienzo de la legislatura.

Al mismo tiempo, se ha congratulado de que la remodelación del Gobierno hecha por el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, no haya afectado a la estructura de Exteriores, el único departamento con cuatro Secretarías de Estado.

Trinidad Jiménez ha expresado su agradecimiento a Moratinos por el trabajo en común, en el que "pudimos discrepar -ha confesado-, pero, sobre todo, construir con lealtad y seriedad".

Ha reconocido irse con "pena" de Exteriores, pero también con "alegría" por la nueva misión que tiene ahora por delante como responsable de Sanidad y Políticas Sociales.