Un programa de la Diputación de Valencia e Intermón Oxfam ayuda a 500 familias dominicanas productoras de café

VALENCIA, 26 (EUROPA PRESS)

La Diputación de Valencia e Intermón Oxfam han desarrollado de manera conjunta un programa para ayudar a 500 familias dominicanas productoras de café y en situación de extrema pobreza. El objetivo de este proyecto es incrementar la capacidad económica de estas familias campesinas, que residen en la región norte de la República Dominicana, en la zona montañosa de los municipios de Esperanza; Juncalito, San José de las Matas, Pánico y Jarabacoa, según informaron en un comunicado fuentes de la corporación.

La institución provincial ha concedido una subvención de 47.972 euros a la ONG Intermón, con el fin de que desarrolle esta iniciativa, a través de la Unión de Asociaciones de Caficultores del Norte, para "incrementar la productividad, el acceso a los mercados y la protección de los recursos naturales de dichas familias campesinas", resaltaron.

El diputado de Cooperación Municipal e Internacional, Juan José Medina, aseveró que el proyecto se puso en marcha porque la Diputación es "consciente de la necesidad que tienen las familias que se dedican a la producción de café a pequeña y mediana escala en estos municipios". Así, precisó que el 72,6 por ciento de estas personas son pobres y el 24,6 por ciento viven en extrema pobreza.

Medina consideró que "la baja producción de las fincas, por el limitado acceso a las tecnologías, las debilidades organizativas del sector, el impacto de las plagas y la falta de política del estado a la caficultora provoca que toda la población se vea abocada a una situación económica asfixiante, que se va a mejorar con la actuación de la Diputación de Valencia e Intermón".

Un estudio realizado por la ONG Intermón señala que "el café constituye uno de los tres principales cultivos agrícolas tradicionales de exportación de estas regiones, junto a la caña y el cacao, y es uno de los productos históricos en la generación de divisas para el país". Por ello resulta conveniente cuidar y proteger la producción y abrirla a mercados internacionales, con el fin de potenciar la microeconomía de los sectores más necesitados.

El proyecto tiene una duración de un año y comenzó a ejecutarse en octubre de 2008, por lo que podría estar concluido a finales del próximo mes de octubre, según señalaron fuentes de Intermón Oxfam.