Coves mantendrá a partir del martes los contactos con portavoces parlamentarios sobre la elección del presidente andaluz

SEVILLA, 12 (EUROPA PRESS)

La presidenta del Parlamento andaluz, Fuensanta Coves, desarrollará a partir del martes los contactos con los portavoces de los grupos políticos de cara a concretar la propuesta de candidato a la Presidencia de la Junta tras la marcha de Manuel Chaves como vicepresidente tercero y ministro del Gobierno central.

Después de que Chaves le comunicara a Coves el pasado martes su dimisión como presidente de la Junta y renuncia al acta de diputado autonómico por Cádiz, se inició un plazo de diez hábiles para que la presidenta de la Cámara fije la fecha del debate de investidura del candidato a la Presidencia de la Junta. La Comisión Ejecutiva del PSOE-A acordó el viernes proponer el nombre del actual vicepresidente segundo y consejero de Economía y Hacienda, José Antonio Griñán.

De igual manera, fuentes parlamentarias informaron a Europa Press de que el pleno del debate de investidura se desarrollará, con toda probabilidad, los días 20 y 21 ó 21 y 22 de este mes. Para los días 15 y 16 de este mes había previsto un pleno ordinario, si bien, tras los acontecimientos que se han producido, ha quedado suspendido en el día de hoy.

Formalmente, Coves será la que proponga ante el Pleno de la Cámara el candidato a presidir la Junta de Andalucía, tras consultar con los portavoces de los tres grupos parlamentarios.

El Reglamento de la Cámara autonómica establece el mismo procedimiento de investidura del presidente de la Junta con independencia de que el candidato provenga de elecciones o por retirada de su predecesor.

De esta forma, se convocará un pleno de investidura en el que atendiendo a la mayoría absoluta con la que cuenta el PSOE-A, el candidato propuesto por los socialistas saldrá elegido. Cada grupo parlamentario contará con un turno de 30 minutos para exponer su posición, y el candidato propuesto por la presidenta tendrá que exponer su propuesta de gobierno.

Es la segunda vez que se produce un relevo en estas circunstancias. En la primera legislatura, el 16 de febrero de 1984, Rafael Escuredo dimitió como presidente de la Junta a mitad de su mandato, siendo sustituido por José Rodríguez de la Borbolla, que tomó posesión como nuevo presidente de la Junta el 8 de marzo del mismo año.