Eligen a una nicaragüense como presidenta de la Corte Centroamericana de Justicia

  • Managua, 24 feb (EFE).- La magistrada nicaragüense Silvia Isabel Rosales Bolaños fue elegida como nueva presidenta de la Corte Centroamericana de Justicia (CCJ) para el periodo 2009-2010, en sustitución del hondureño Francisco Darío Lobo.

Eligen a una nicaragüense como presidenta de la Corte Centroamericana de Justicia

Eligen a una nicaragüense como presidenta de la Corte Centroamericana de Justicia

Managua, 24 feb (EFE).- La magistrada nicaragüense Silvia Isabel Rosales Bolaños fue elegida como nueva presidenta de la Corte Centroamericana de Justicia (CCJ) para el periodo 2009-2010, en sustitución del hondureño Francisco Darío Lobo.

Ana Isabel Solís, portavoz de la CCJ, con sede en Managua, dijo hoy a Efe que ese tribunal eligió a Rosales Bolaños como su presidenta y a su colega salvadoreño Ricardo Acevedo Peralta como vicepresidente de ese órgano de Justicia que no tiene jurisdicción regional.

La fuente explicó que a Nicaragua le corresponde ocupar la presidencia para el período comprendido entre el 20 de febrero de este año y el 19 de febrero de 2010, de conformidad al Convenio de Estatuto de la CCJ.

Rosales, de 50 años, es magistrada de la CCJ desde 2006. De 1993 a 2005 se desempeñó como jueza local del crimen de Managua y magistrada de la sala penal del tribunal de apelaciones de esta capital.

Nacida en el municipio occidental de León, tiene estudios en la Universidad de Salamanca (España) y universidades locales en materia de Derecho Penal y Derecho Procesal Penal, principalmente.

Además ha sido catedrática en diferentes centros de estudios en Derecho Procesal Penal, Constitucional y Romano.

La CCJ, creada con el Protocolo de Tegucigalpa, en 1991, está integrada por dos magistrados de El Salvador, dos de Honduras y dos de Nicaragua, con sus respectivos suplentes.

Está previsto que pronto se incorporen a este tribunal los dos magistrados de Guatemala.

Belice, Costa Rica y Panamá aún no ratifican el Protocolo de Tegucigalpa, que suscribieron en 1991.

La CCJ instaló su sede regional permanente en Managua, el 12 de octubre de 1994, en un edificio donado por el Gobierno de Nicaragua.