Más de 3.500 policías resguardan la seguridad en la Cumbre de Líderes Progresistas

  • Viña del Mar (Chile), 28 mar (EFE).- Más de 3.500 policías resguardan la seguridad de los asistentes a la Cumbre de Líderes Progresistas que se celebra este sábado en Chile con la asistencia de cuatro presidentes, tres primeros ministros y el vicepresidente de Estados Unidos.

Más de 3.500 policías resguardan la seguridad en la Cumbre de Líderes Progresistas

Más de 3.500 policías resguardan la seguridad en la Cumbre de Líderes Progresistas

Viña del Mar (Chile), 28 mar (EFE).- Más de 3.500 policías resguardan la seguridad de los asistentes a la Cumbre de Líderes Progresistas que se celebra este sábado en Chile con la asistencia de cuatro presidentes, tres primeros ministros y el vicepresidente de Estados Unidos.

La ciudad de Viña del Mar, a unos 125 kilómetros al noroeste de Santiago, acoge desde este viernes a unos 200 académicos e intelectuales de izquierda latinoamericanos y europeos que participaron en el seminario "Respuesta a una crisis global: hacia un futuro progresista".

A la cita asistieron la presidenta chilena, Michelle Bachelet, y los primeros ministros del Reino Unido, Gordon Brown, y de Noruega, Jens Stoltenberg, a los que se unirán mañana el resto de dirigentes mundiales que participan en la cumbre.

Entre ellos se cuentan los presidentes de Argentina, Cristina Fernández, Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, y Uruguay, Tabaré Vázquez, así como el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y el vicepresidente de Estados Unidos, Joseph Biden.

Para ello las autoridades han dispuesto un completo operativo de seguridad, que incluye controles que Carabineros (policía militarizada) realizará en el acceso a todos los lugares donde se realizan las actividades de la cumbre.

Las medidas de seguridad son tan estrictas que a las habitaciones de los mandatarios sólo puede ingresar el personal de servicio que esté acreditado y haya sido supervisado por los agentes de Carabineros.

La policía también acompaña a toda persona ajena a la delegación oficial que sea invitada a la habitación de cualquiera de los mandatarios, mientras que en la bahía de Viña del Mar y Valparaíso un barco de la Armada apoya la presencia de las fuerzas de seguridad en tierra.

Las autoridades tienen la vista puesta además en la celebración en Chile el próximo domingo del Día del Joven Combatiente, en conmemoración a los hermanos Vergara Toledo asesinados por agentes durante una protesta en 1985 en una barriada pobre de la capital.

En esa jornada son habituales los disturbios en las grandes ciudades del país.