El jefe del mando de Fuerzas Ligeras pide "confianza" a las familias de los militares de la Brilat que irán al Líbano

Los soldados se desplegarán en un escenario de "tensa calma" donde ayudarán a ampliar la autoridad del Gobierno libanés PONTEVEDRA, 27 (EUROPA PRESS) El jefe del mando de Fuerzas Ligeras y General de División, José Ignacio Medina Cebrián, se dirigió hoy a las familias de los militares de la Brilat que se desplazarán al Líbano en abril para pedirles "confianza" en vez de hacer caso "de rumores que sólo contribuyen a crear un clima de nerviosismo, que perjudican incluso a los que están cumpliendo la misión". Además, el general jefe de la Brilat, José María Prieto, afirmó que saben "que la suerte forma parte fundamental de la existencia de cada uno". "Pero la suerte también hay que buscarla, y nosotros hemos sabido buscarla con nuestro trabajo y con nuestro esfuerzo por eso podemos estar seguros de que la suerte va a jugar de nuestra parte", destacó. La Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable (Brilat) celebró hoy en la Base General Morillo el acto de despedida oficial del contingente español, que liderará la Brigada Multinacional Libre Hidalgo VIII que durante el próximo mes de abril se desplazará a Líbano. La Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable 'Galicia VII' estará desplegada en los escenarios de Líbano y Afganistán liderando las principales misiones que las Fuerzas Armadas Españolas desarrollan en el extranjero. Además la Brilat tiene una compañía integrada en el despliegue español en Kosovo."TENSA CALMA" Durante los meses de abril a agosto de este año se hará cargo del mando de la Brigada Multinacional el General Jefe de la Brilat, José María Prieto Martínez, que ya ejerció el mando de la misma en Líbano entre los meses de julio y noviembre del año 2007. Los militares de la base pontevedresa de Figueirido se desplegarán en un escenario de "tensa calma" donde ayudarán a ampliar la autoridad del Gobierno libanés al sur del Estado, controlando posibles ataques dentro de su área. Su base principal estará en Marjayoun, donde el contingente español convive con batallones de la India, Malasia, Nepal, Indonesia y de Polonia.